EFESevilla

El entrenador del Sevilla, Julen Lopetegui, se mostró "triste por la derrota" por 0-1 ante el Athletic Club, lo que deja muy complicada la pelea de su equipo por el título de LaLiga, pero recordó que "la temporada es extraordinaria y quedan cuatro partidos", en los que manifestó el deseo de "seguir creciendo".

El técnico guipuzcoano apuntó que el Sevilla "hecho muchas ocasiones y merecido el triunfo" pero que, a su juicio, a sus jugadores les "pudo el corazón" y que les "ha faltado pausa".

Lopetegui se quejó por la existencia de "un penalti claro" que el árbitro -el extremeño Jesús Gil Manzano- ha ignorado en el área del Athletic por manos de Balenziaga, cuando a los sevillistas les "han pitado algunos más dudosos esta temporada" pero "no lo ha visto el colegiado ni el VAR. Hoy la toma de decisiones ha impedido sumar los tres puntos", dijo.

Además, el técnico vasco destacó que "el mejor de ellos ha sido el portero -Unai Simón-", y que al Sevilla le "ha faltado tranquilidad en los metros finales para ganar" un encuentro en el que habrían "merecido" vencer.