EFEGranada

El entrenador del Granada, Robert Moreno, afirmó sobre Xavi Hernández, actual técnico del Barcelona al que tuvo a sus órdenes, que "cuando era jugador, ya era entrenador" por su claridad de ideas, y calificó a su rival del sábado en el Nuevo Los Cármenes como "un equipo muy difícil de batir".

"El Barcelona tiene bajas, pero recupera a bastante gente para este partido; y hablamos de jugadores de mucha calidad. Lo de las tendencias y los momentos cambia en algún momento, y ellos tienen a grandes jugadores y a un gran entrenador", comentó Moreno este viernes en rueda de prensa.

El preparador catalán aseguró que, a pesar del potencial de un conjunto tan "difícil de batir" como el culé, el Granada va a "ponerlo todo para intentar ganarle", tal y como hacen "en todos los partidos".

Elogió, además, a Xavi, su antiguo pupilo. "Cuando era jugador, ya era entrenador porque tenía inquietud y las ideas muy claras", subrayó, con lo que le consideró el técnico "ideal para el Barcelona" porque "ha vivido el Barça desde pequeño y tiene el ADN del club".

Moreno cree que "con Xavi está muy definido el patrón de a lo que juegan con algunas pequeñas variantes" relacionadas con los futbolistas que utilicen, pero "el modelo es el mismo" y "sus individualidades te pueden cambiar un partido", ya que cuentan con "jugadores top y una hornada de chicos jóvenes que es una maravilla".

Para el entrenador rojiblanco, formado en el Barcelona, no es un encuentro "especial" porque para él lo es "cada partido con el Granada", y advirtió de que, a pesar de que acumulan seis jornadas sin perder y se han alejado del descenso, están ante "el momento más difícil de la temporada", pues nota "cierta relajación alrededor del equipo".

"Cuando parece que consigues cosas que estabas buscando, tiendes a relajarte. Me preocupa que creamos que haciendo algo menos que antes vamos a tener los mismos resultados. Estamos donde estamos por la tensión con la que afrontamos los partidos", explicó el técnico en un mensaje que lanzó "a nivel interno y externo".

Así, recalcó que "23 puntos no te dan la salvación" y que ésta "te la va a dar sacar entre 36 y 40 puntos", y vaticinó que "van a venir momentos malos otra vez" y van a "perder partidos".

"Si pasa, que sea con la actitud de la primera vuelta. Ahora lo fácil es sonreír y creer que somos muy buenos, pero ahora es el más difícil, porque tenemos que mantener el nivel de juego alto con resultados, que es algo que ha costado mucho conseguir", aseveró Moreno.

"No digo que esté pasando, pero quiero anticipar para que no nos pase. Lo lanzo públicamente para que pensemos que no tenemos nada hecho. Cuando pierdes trabajas mucho y cuando ganas parece que tienen que trabajar menos, pero esto va de detalles y esos detalles juegan a tu favor cuando el trabajo es serio y se mantiene", añadió.

El técnico precisó que sus palabras son "para nadie en concreto y para todos en general", y reconoció que es "un mensaje que puede tener muchas interpretaciones y va para todo el mundo".

"Mis jugadores lo han hecho bien y creo que lo van a seguir haciendo bien, pero cuando te halagan mucho, te crees que con un uno por ciento menos haces lo mismo y consigues lo mismo, y no es así", expuso Moreno, quien no tiene dudas de que el club "va a hacer la parte que le toca".