EFESevilla

El entrenador del Betis, Joan Francesc Ferrer 'Rubi', se estrenará mañana en Faro (Portugal) ante el Sheffield United de la Premier League inglesa con un esbozo de la idea que persigue el técnico catalán, con las ausencias de los internacionales y con la mayoría de entradas y salidas por materializarse.

Con las novedades del delantero Juanmi Jiménez, único fichaje hasta el momento procedente de la Real Sociedad, y de la ausencia del portero Pau López, fichado por la Roma, los de Rubi pondrán en práctica los primeros conceptos trabajados desde el pasado 5 de julio en la concentración de Montecastillo, en Jerez de la Frontera.

El Betis se pone así de largo en tierras portuguesas con casi todo por hacer y por definir en una plantilla, la que trabaja en tierras gaditanas, compuesta por casi una treintena de efectivos entre los jugadores del año pasado, los que han regresado de sus cesiones y los canteranos que se han incorporado al trabajo de pretemporada con los mayores.

A falta de conocer quién disputará la portería a Joel Robles tras la salida de Pau López, en el Betis se trabaja en apuntalar demarcaciones como el delantero centro, para la que el mejor colocado es el 'perico' Borja Iglesias, y el lateral izquierdo, en el que lo es el rayista Álex Moreno.

Sin embargo, queda aún mucha tela que cortar hasta conocer el equipo con el que Rubi se presente en el Benito Villamarín el próximo 18 de agosto en el comienzo de la Liga ante el Valladolid, ya que además de las entradas restan por saberse quiénes dejan la disciplina verdiblanca.

El rompecabezas del técnico de Vilasar de Mar tiene piezas diversas entre los jugadores que podrían salir, los cedidos que han vuelto y que se pueden quedar o marchar y los canteranos con los que finalmente pretenda contar el entrenador barcelonés.

'Rubi' se pronunció este miércoles en una entrevista a los medios del club y afirmó que, además de caras nuevas, "lo mejores fichajes" son los jugadores que son del Betis y que se tienen que incorporar, como el mexicano Andrés Guardado, el argentino Giovani Lo Celso, el portugués William Carvalho, el argelino Aïssa Mandi, el camerunés Wilfrid Kaptoum o el internacional español sub-21 Junior Firpo.

Los cedidos que han regresado y que trabajan con Rubi son Víctor Camarasa (Cardiff City), el serbio Darko Brasanac (Alavés), el argelino Ryad Boudebouz (Celta), el colombiano Juanjo Narváez (Almería) y el japonés Takashi Inui (Alavés); mientras que los ocho canteranos son el portero almeriense Carlos Marín, el central Edgar, el lateral Calderón; los medios Abreu e Ismael, y los atacantes Rodri, Robert y Raúl.

El partido de Faro será el primero de una serie de amistosos en los que Rubi irá ajustando las piezas de su proyecto y a él seguirá su participación en la Copa Ibérica junto a FC Porto, SC Portimonense y Getafe CF, que se disputará entre los próximos 19 y 21 de julio en la localidad portuguesa de Portimao.

Posteriormente, la expedición verdiblanca viajará a México para enfrentarse en julio al Querétaro (24) y el Puebla (28) y, ya en agosto, el 4 de ese mes, tiene cerrado un nuevo compromiso ante el Raja Athletic Club de Casablanca en el Estadio Mohammed V de esa capital marroquí.