EFEGranada

UPA Granada ha calculado que la producción de espárragos de esta campaña será un 30 % inferior por el impacto de la meteorología, con fuerte frío en primavera, la ola de calor de este mayo y la falta de precipitaciones.

El secretario general de UPA Granada, Nicolás Chica, ha calculado esta caída en la cosecha como consecuencia de los cambios meteorológicos y ha estimado que la producción no superará este año las 26.000 toneladas.

A este dato ha sumado la falta de mano de obra y los elevados costes de producción que han complicado las tareas de recolección, con menos de 250.000 de jornadas trabajo reales en Granada, la principal provincia productora de espárrago verde en Andalucía con más de 6.700 hectáreas de cultivo distribuidas por varias comarcas.

"Los costes de producción se han disparado, superando en más de un 20 % el precio de cajas, de palets, de luz y de mano de obra", ha añadido Chica, que ha lamentado que la falta de mano de obra, la dureza del campo y la caída del precio en origen haga que muchos productores consideren no recoger el espárrago.

El secretario general de UPA Granada ha explicado que el coste de la energía, el gasóleo, el transporte y las materias auxiliares sitúa en una media de 1,50 euros por kilo el precio que el agricultor soporta para producir, una cifra que no recibe por su venta.

Como contrapunto, Chica ha subrayado que las exportaciones de espárrago se mantienen en niveles similares a años pasados con Alemania como principal cliente.

"El espárrago verde constituye un motor para el desarrollo económico de las zonas rurales de Granada", ha recalcado el secretario general de UPA, que ha pedido más flexibilidad en las políticas dirigidas a contratar a trabajadores de terceros países.