EFEJerez de la Frontera (Cádiz)

La campaña vitivinícola se ha adelantado en el Marco de Jerez con el comienzo de la vendimia en bodegas destacadas de la zona como Fundador y Grupo Estévez, cuyas uvas han alcanzado la graduación mínima exigida reglamentariamente.

La producción de uva de este año prevé una subida al menos del 10 por ciento respecto a la pasada campaña, que se cerró con la recogida de 53,7 millones de kilos de uva en 2019.

Para el Consejo Regulador del Marco de Jerez esta vendimia será "buena", ante la posibilidad de alcanzar los 62 millones de kilos de uva.

En total, se estima que en esta vendimia se produzcan alrededor de 42 millones de litros de mosto de los denominados "vinos de Jerez", aunque este dato "dependerá de los días de levante o poniente" que influyen en la cantidad de uva que se recoge, ha apostillado César Saldaña, director general del Consejo Regulador del Marco de Jerez.

"Este ha sido un año complejo desde el punto de vista del cultivo, con un invierno seco y una primavera muy lluviosa", ha explicado Saldaña, quien ha apuntado que la uva que está entrando en los lagares es "muy sana y con calidad", aunque "muy desigual" en términos de maduración.

Generalmente, la vendimia en el Marco de Jerez suele comenzar en los pagos de interior como Gibalbín, pero este año los dos lagares que han comenzado, están molturando uva del pago de Macharnudo, que no es tan del interior, por lo que esta vendimia "está siendo un poco especial", ha valorado Saldaña.

La previsión es que la semana que viene empiece la vendimia en otras cuatro o cinco bodegas del Marco de Jerez, como González Byass, aunque el director general del Consejo Regulador apunta a la semana del 17 de agosto para que se produzca ya una "generalización total" de las labores de vendimia.

Ha asegurado que las bodegas están "extremando todas las precauciones" en la corta manual de la uva en el campo y llevando "a rajatabla" todas las medidas de carácter sanitario de mascarilla y distancia social, y que se están aplicando las indicaciones dadas por el Ministerio de Agricultura debido a la crisis de la Covid-19 en España.

Preguntado sobre si peligran las exportaciones de vino de Jerez al exterior, Saldaña ha explicado que, aunque la venta de estos caldos depende de la situación de los mercados, hay algunos que se están comportando "incluso mejor que en el año anterior", como es el caso del mercado inglés, donde las exportaciones de vino han crecido estos meses.

"El vino de Jerez es muy apreciado en Reino Unido y con la pandemia se está consumiendo más de lo habitual ya que hay una población muy grande de consumidores que ahora están en sus casas cuando en situaciones normales estarían de veraneo en otros países", ha apuntado.

Donde sí está afectando la crisis del coronavirus es en el mercado nacional, al cancelarse celebraciones como la Feria del Caballo, y con la hostelería cerrada durante meses.

"Hemos tenido una caída importante y la reapertura de los bares está siendo más lenta de lo que preveíamos", ha lamentado Saldaña.