EFEMálaga

El Monte de Piedad de la Fundación Bancaria Unicaja –Monte Activo-, entidad social que se basa en préstamos rápidos con joyas como garantía, ha aumentado la clientela de sus oficinas en Andalucía en un 2,5 por ciento durante el estado de alarma decretado por el Gobierno ante la crisis del coronavirus.

El director de Monte Activo de la Fundación Unicaja, Manuel García Rojas, ha asegurado a Efe que, a principios de año, esta entidad contaba con una cartera de algo más de 20.000 clientes, cifra que ha experimentado un aumento ya que muchas personas se han visto “afectadas” por esta crisis y han necesitado “financiación inmediata”.

García Rojas ha señalado que estos préstamos pignoraticios -aquellos por los que se concede un importe en función de la joya, que es tasada en el mismo momento que el cliente acude al Monte Activo- se han solicitado, entre otros motivos, para “mantener a flote” sus negocios o para “complementar la economía familiar”.

El director de Monte Activo ha asegurado que las llamadas y consultas han aumentado durante la cuarentena en dos sentidos: por un lado, clientes habituales preocupados por no perder sus joyas, ya que el confinamiento les impedía ir a renovar sus préstamos; y por otro, clientes nuevos que se interesaban por sus productos.

Las oficinas de Monte Activo han adoptado “todas las medidas higiénicas y de prevención necesarias” para frenar el contagio del coronavirus entre las que se encuentran reforzar la limpieza y limitar el aforo.

Esta entidad realiza préstamos rápidos con intereses, según el directivo, “razonables y acordes al mercado financiero” y con una duración de un año, únicamente sobre diamantes y joyas como anillos, cadenas, medallas, pendientes y relojes de oro.

García Rojas ha manifestado a Efe que la tendencia de préstamos y clientes es “al alza” y que éstos “no necesariamente” deben estar pasando “una mala situación económica”, ya que pueden usar sus joyas “para financiar viajes, vacaciones, arreglos de coches, pagos de seguros o incluso para comprar en periodo de rebajas”.

El perfil es “amplio y variado”: autónomos, empresarios, amas de casa, estudiantes, jubilados u otras personas que buscan “financiación rápida e inmediata a un coste bajo”, y el director de Monte Activo ha añadido que en situaciones de crisis las joyas pueden servir para “necesidades más primarias”.

Fundación Bancaria Unicaja dispone de cuatro oficinas de Monte Activo en Andalucía (Málaga, Almería, Cádiz y Jaén), cuyo objetivo fundamental es contribuir a facilitar el acceso al crédito y evitar así la exclusión financiera mediante estos préstamos, entidad que custodia las joyas en cámaras acorazadas.

Monte Activo de la Fundación Unicaja tiene su origen en los tradicionales Montes de Piedad, que, a su vez, constituyeron los cimientos de las cajas de ahorro, en la primera mitad del Siglo XIX y fue tras la unión de Monte de Piedad y Cajas de Ahorros de Ronda, Cádiz, Almería, Antequera, Málaga y Jaén en 2014 cuando se constituyó la Fundación Bancaria Unicaja.