EFECádiz

Unas 5.000 personas, según los sindicatos, y 1.500, según los cálculos de la Policía, han participado hoy en Cádiz en la manifestación de apoyo a la huelga de los trabajadores del metal, que ha acabado en graves disturbios cuando una parte de la protesta se ha escindido del recorrido oficial para intentar cortar el puente José León de Carranza.

Una persona ha sido detenida en los enfrentamientos, en los que la Policía ha usado gases lacrimógenos y balas de goma para impedir que esta parte de la manifestación cortara el puente, considerado una infraestructura crítica para el funcionamiento de la ciudad, pues es una de las tres únicas vías de acceso por carretera a la capital gaditana.

Los enfrentamientos se han iniciado después de que la parte delantera de la manifestación, convocada por los sindicatos UGT y CCOO, tomara una vía a la izquierda para seguir el recorrido oficial hasta la sede de la Federación de Empresarios del Metal de Cádiz (FEMCA).

Fue entonces cuando la parte trasera, en la que iban jóvenes convocados por el Sindicato de Estudiantes y miembros de otros colectivos, como la Coordinadora del Metal, han seguido el recorrido por la avenida.de Andalucía.

Megáfono en mano, las personas que estaban al frente de esta sección, han detenido la marcha, para dirigirse a los manifestantes y preguntarles: " ¿Dónde queréis ir? ¿Queréis ir al puente?, pues vamos al puente"

Las personas que arengaban a esta parte de la protesta han pedido a los manifestantes que fueran brazos en alto hacia el cordón de policías antidisturbios, que ha ido retrasando su posición en la vía casi hasta la salida de Cádiz hacia el puente José León de Carranza.

En ese punto la Policía ha decidido intervenir para evitar el avance de la manifestación hasta el puente y ha lanzado disparos de goma y gases lacrimógenos, tras lo que los manifestantes les han arrojado piedras, botellas y otros objetos.

Los enfrentamientos entre la Policía y estos grupos se han desperdigado después por las calles y barriadas aledañas y han concluido sobre las 13.30, antes de que la hora de salida de los colegios.