EFESevilla

El Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) abonó el pasado mes de mayo algo más de 348.000 euros a 2.620 trabajadores en Andalucía dentro de Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTEs), 8.947 menos que en abril, es decir, se ha reducido un 77,3% el número de empleados acogidos a esta medida.

El delegado del Gobierno en Andalucía, Pedro Fernández, ha relacionado con la batería de medidas aprobadas por el Gobierno para la recuperación económica, en paralelo a la Reforma Laboral.

"Las cifras de trabajadores que salen de los ERTE para su reincorporación al mercado laboral nos demuestran que ya hemos dejado atrás los peores momentos de la pandemia, cuando llegamos a contabilizar 498.820 empleados acogidos a estas prestaciones, y que las medidas adoptadas por el Gobierno de España para proteger tanto a empresarios como a trabajadores han dado sus frutos", ha asegurado a través de un comunicado.

Asimismo, ha indicado que "si en abril eran 11.567 las prestaciones abonadas, esta bajada significativa en el mes de mayo hasta los 2.620 pone de manifiesto que la recuperación económica sigue avanzando".

En paralelo, se ha referido a la Reforma Laboral, ya que "dota de nuevas normas y herramientas para romper con un modelo caduco y poco ajustado a los nuevos objetivos de mejora de la calidad del mercado laboral marcados por el Gobierno de España".

Desde abril del pasado año 576.333 trabajadores han estado protegidos por los ERTE, con una cuantía acumulada que supera los 2.279 millones de euros. Fernández ha recordado que gracias a dicha prestación, "el Gobierno dio respuesta a su firme compromiso con las familias que se vieron gravemente afectadas por las consecuencias económicas provocadas por la crisis sanitaria de la pandemia, al tiempo que permitió a las empresas mantener el músculo económico para, una vez iniciada la recuperación, relanzar sus negocios", ha insistido Fernández.

A lo largo de dos años, desde marzo 2020, el Consejo de Ministros ha ido prorrogando el Real Decreto-ley por el que se adoptan medidas urgentes para la protección de los trabajadores, extendiendo los efectos de las medidas extraordinarias en materia de cotización y de protección por desempleo, así como las medidas complementarias asociadas a los Expedientes de Regulación Temporal de Empleo (ERTE) relacionados con la COVID-19. EFE

1010282

lra/dt