EFEHuelva

El concejal socialista en el Ayuntamiento de Bollullos Par del Condado (Huelva), Pablo Valdera, ha interpuesto una denuncia ante la Guardia Civil contra la alcaldesa de la localidad, Isabel Valdayo, de Independientes por Bollullos, por "injuriarle y calumniarle" en el transcurso de un pleno celebrado ayer.

Valdayo ha informado de la interposición de una denuncia contra Valdera por una presunta agresión física y verbal contra su persona en dicho pleno.

En un comunicado, el PSOE de Bollullos ha precisado que la denuncia se interpuso ayer a las 20:42 horas, y en ella refiere que los improperios fueron acompañados de lo que puede calificarse como una agresión, al propinarle un manotazo al concejal.

En el texto de la denuncia figura que Valdera recibió "amenazas e insultos" por parte de Isabel Valdayo, que se levantó de su asiento, se acercó al escaño del denunciante y continuó sus insultos para "acto seguido le golpea en la mano en la que portaba un bolígrafo, produciendo una leve herida".

El PSOE, desde la máxima honestidad, quiere dejar claro que esta circunstancia no llevó a nadie a pensar que necesitara asistencia sanitaria.

El PSOE de Bollullos Par del Condado ha mostrado su asombro "al comprobar que la señora alcaldesa ha hecho suya la versión de nuestro concejal, asegurando ser ella la que ha recibido los insultos y hasta la agresión".

"Si ella, al lanzar su mano contra la de nuestro concejal se rozó con ese bolígrafo que él portaba, no es el concejal el responsable, sino ella misma con su actitud de furia incontrolada y su nerviosismo", han apuntado.

Han explicado además que cuando todos los miembros del grupo socialista, testigos de lo ocurrido, acompañaron a Valdera al puesto de la Guardia Civil a interponer la denuncia, la señora alcaldesa llegó para hacer lo propio, con la finalidad "de dar la vuelta a unos hechos que, a buen seguro, serán juzgados y se dará la razón a nuestro concejal, una persona incapaz de levantar la voz a nadie, mucho menos de agredir".

Los socialistas han querido dejar claro que "en ningún momento el concejal se movió de su escaño ni abordó a la señora Valdayo, siendo ella la que se dirigió a él".

Por todo ello, han pedido a la alcaldesa que "pida disculpas personalmente a Pablo Valdera y a sus compañeros; y públicamente a todos los bollulleros por el bochorno que estos hechos suponen y por su intención maligna de pretender que todo el mundo crea que ha sido víctima de una agresión que nadie ha realizado contra ella".