EFEMálaga

El portavoz del PP-A, Elías Bendodo, ha resaltado este sábado que las 44 enmiendas a los presupuestos andaluces que ha aceptado el Gobierno de la Junta de todos los grupos parlamentarios demuestran la "capacidad de diálogo".

El también consejero de la Presidencia, que ha intervenido en un acto del PP en Fuengirola (Málaga), ha recordado que "en 37 años de socialismo en Andalucía no se aceptó ni una enmienda", y "era tanta la soberbia del socialismo que aplicaban el rodillo".

"Cada consejero ha leído sus enmiendas, se han visto buenas ideas de Vox, del PSOE y de Adelante Andalucía y se han aceptado un total de 44 enmiendas que harán que estos presupuestos sean mejores", ha añadido Bendodo en un comunicado.

Ha lamentado que el PSOE acuse al PP de "pactar con Vox", pero los populares "también pactan con Podemos y con ellos mismos, como para la renovación de todos los órganos de extracción parlamentaria".

También ha insistido en que la obligación "es llegar a acuerdos con todos los partidos, porque ha llegado un nuevo tiempo en el que se tienen que abrir puertas y ventanas".

Por otra parte, ha lamentado que, después de que la UE "haya invertido en Andalucía desde finales de los ochenta más de 100.000 millones de euros, esta comunidad "sigue siendo la última en cuestiones como empleo, sanidad y educación", aunque con el nuevo Gobierno andaluz "la situación va a cambiar".

Según Bendodo, Juanma Moreno pidió que se apostara por la sanidad, la educación y los servicios sociales, "tres banderas de la izquierda que son los grandes fraudes de la izquierda y del socialismo".

"Se les ha llenado la boca durante 37 años diciendo que la sanidad era lo que mejor gestionaban del mundo, que la educación pública era la mejor del mundo y que era la tierra en la que más se apostaba por los servicios sociales, y en seis meses hemos demostrado el gran fraude", ha insistido.

El dirigente popular ha recordado que el PSOE "ocultó a medio millón de andaluces en las listas de espera", que la comunidad "tiene un 25 por ciento de fracaso escolar" y que, "aunque se les llenaba la boca con la dependencia, a miles de personas ni se les daba de alta para que no contaran". EFE

jlp/av