EFEMálaga

El responsable de Comunicación de Cs en Andalucía, Guillermo Díaz, ha destacado este sábado la gestión del Gobierno andaluz en las ayudas directas de 3.000 euros al comercio, la artesanía y la restauración, que ha contrapuesto con etapas anteriores en las que se "solía devolver a Europa este dinero".

Antes de visitar varios comercios en el barrio de Fuente Olletas en la capital malagueña, Díaz ha manifestado a los periodistas que estas ayudas para paliar el perjuicio ocasionado por la pandemia son "parte de la solución para superar este bache" que atraviesan los comerciantes.

Ha subrayado que se tramitan de una forma "novedosa", mediante un sistema robótico, y que hay "mucha voluntad de darlas", ya que se otorgan por orden de solicitud hasta que se agoten los más de 132 millones dispuestos.

El también diputado nacional por Málaga ha sostenido que pueden "ayudar a quienes están esforzándose por no despedir, por no echar la persiana abajo", y ha defendido que la Junta "tiene que estar junto a su pequeño comercio" y los sectores artesano y hostelero.

El dirigente de Cs cree que se "notará la diferencia respecto a etapas anteriores" porque antes en las ayudas que van financiadas con fondos Feder, la Junta "solía devolver a Europa este dinero porque no sabían gestionarlas".

En este sentido, ha dicho que veían "titulares muy desoladores" en la prensa de que "cientos de millones de ayuda al empleo había que devolverlos porque a la Junta no se le ocurría cómo utilizarlo".

Eran fondos finalistas, que tienen la condición de ser empleados para fomentar el empleo y "no sabían que hacer", ha insistido Díaz, quien ha contrapuesto esa gestión con la del actual Ejecutivo porque ahora "no solo se destina a quien lo necesita, sino que se dan todas las facilidades".

Díaz se ha referido a la aportación de la formación naranja al Gobierno andaluz, que eligió consejeros "de perfil técnico y brillante", a los que "se les ocurren formas de que estas ayudas no tengan que ser devueltas a Europa".