EFESevilla

El vicepresidente primero del Congreso, el socialista sevillano Alfonso Rodríguez Gómez de Celis, ha afirmado este viernes que es una "evidencia" que Vox preside la comisión de estudio para la recuperación de Andalucía porque esta formación "pagó la 'fiesta' del Gobierno andaluz y, por tanto, manda".

"Podría haberla presidido Ciudadanos o el PP, pero desgraciadamente para Andalucía el que paga, manda; Vox pagó la 'fiesta' del Gobierno andaluz (al facilitar la investidura de Juanma Moreno como presidente) y, por tanto, manda en el Gobierno de Andalucía", ha dicho en un foro organizado por la Cadena Ser sobre las comisiones parlamentarias de reactivación, en el que también ha participado la presidenta del Parlamento, Marta Bosquet.

Ha lamentado que la comisión de estudio creada en la Cámara andaluza se haya puesto "en manos de un grupo que quiere liquidar las autonomías y que se ha excluido de cualquier acuerdo en España".

Pero para el dirigente socialista, quizá lo más "sorprendente y triste" es lo que sucede con Ciudadanos en Andalucía: "Nos gustaría que ese nuevo ciclo que se ha abierto en España con Inés Arrimadas, que esos nuevos aires, llegaran a Andalucía, pero aquí el que paga manda y Vox manda sobre el Gobierno andaluz y sobre el Parlamento", ha sostenido.

Ha asegurado que tiene "esperanza" de que Ciudadanos "avance en el mismo sentido" en Andalucía y, al respecto, ha señalado: "Las medias tintas no valen, los liberales europeos lo tienen muy claro y han hecho un cordón sanitario, hay que tratar de excluirlos del poder, de las instituciones".

La presidenta de la Cámara andaluza, Marta Bosquet (Cs), ha replicado a Gómez de Celis que lo de "pagar la fiesta suena francamente mal" y ha apostillado: "Entonces, Pedro Sánchez paga la fiesta con quienes quieren romper España", en referencia a los apoyos de los partidos independentistas en su investidura.

Sobre si creen que las comisiones de reconstrucción tras la pandemia creadas en el Congreso y el Parlamento de Andalucía culminarán con acuerdos, el vicepresidente del Congreso ha augurado que, al menos, se lograrán en materia de Salud y en lo relativo a la posición de España ante Europa, si bien ha lamentado la "traición" del PP al sostener en la UE, a través de un informe, que en España la democracia "no es plena".

El vicepresidente del Congreso ha recordado que la comisión de reconstrucción fue impulsada por el PP y que el PSOE consideraba que no era el instrumento "más propicio" porque debían participar también las organizaciones sociales "en plano de igualdad", si bien lo aceptaron porque entendían que podía facilitar los acuerdos.

Por su parte, la presidenta de la Cámara andaluza ha dicho que sería "deseable" un gran acuerdo, aunque ha admitido que será "difícil" porque algunos partidos "empezaron ya poniendo reparos".

Ha recordado que la creación de la comisión en Andalucía fue impulsada por el PSOE y aprobada por una gran mayoría del pleno, por lo que "la gran sorpresa es que dos partidos (PSOE y Adelante Andalucía) se autoexcluyeran por el hecho de que la presidiera Vox".

"No tienen que importar los sillones, sino escuchar a los comparecientes y reconducir sus propuestas con independencia de quien presida la comisión", ha considerado.

Así, ha dicho que los políticos están para buscar soluciones, y ha defendido que "hay que tender puentes y no levantar trincheras".

Por otra parte, el vicepresidente del Congreso y la presidenta del Parlamento andaluz han discrepado sobre la función de la Diputación Permanente en las cámaras legislativas, al entender el primero que su convocatoria supone, de alguna manera, un "cierre temporal" de la actividad, lo que ha sido rechazado por Bosquet.

Según Gómez de Celis, la "mejor función" que se ha realizado en el Congreso durante el estado de alarma por la pandemia ha sido "no cerrarlo convocando la Diputación Permanente", lo que ha permitido califica más de 13.000 escritos de los grupos porque la Mesa del Parlamento se ha reunido todas las semanas, así como aprobar veinte decretos leyes con medidas dirigidas a distintos sectores,

Bosquet ha replicado que en el Parlamento de Andalucía "no ha cesado la actividad en ningún momento" y ha recordado que otros parlamentos autonómicos, como los de Extremadura, Canarias, Baleares o Valencia, convocaron también la Diputación Permanente.

"Ha habido actividades de control al Gobierno, excepto las primeras semanas por el confinamiento", ha recalcado, a la vez que ha recordado que se han aprobado 16 decretos-leyes, que la Mesa de la Cámara se ha reunido en varias ocasiones y que el consejero de Salud ha comparecido todas las semanas desde que se declaró el estado de alarma para informar de la evolución de la COVID-19.