EFESevilla

La presidenta del Parlamento de Andalucía, Marta Bosquet, ha dicho este viernes que le parece "inmoral" que los diputados que "pierden la confianza" de su partido, como el expresidente del grupo de Vox, Francisco Serrano, no entreguen su acta de parlamentario.

"Los ciudadanos han votado unas siglas y quedarse con el acta de diputado es triste y alarmante, me parece hasta inmoral", ha afirmado durante su intervención en un foro organizado por la Cadena Ser en Andalucía, al ser preguntada si le preocupa que el grupo de no adscritos en el Parlamento de Andalucía, del que ya formaba parte una exdiputada de Vox, pueda "llenarse de tránsfugas".

"Claro que me preocupa que puedan existir tránsfugas, que haya personas que cuando pierden la confianza de su formación por lo que sea, no sean suficientemente éticos dejando sus actas, que son de los partidos, no de las personas", ha recalcado.

Así, ha confiado en que esta situación "no vaya a más" porque no es "plato de buen gusto".

En su opinión, los miembros del grupo no adscrito "no representan a nadie, más allá que a si mismos", aunque ha admitido que tienen "su derecho a mantener el acta".

"Espero que no haya más", ha deseado la presidenta de la Cámara, que se ha mostrado partidaria de que en el futuro haya listas electorales "abiertas" para que la gente vote a las personas, aunque ha recordado en que hasta el momento "se vota unas siglas".