EFESevilla

La ministra de Hacienda, María Jesús Montero, ha lamentado que Andalucía esté en la confrontación con el gobierno de España con la reclamación de 10.800 millones por una supuesta infrafinanciación y le ha pedido lealtad institucional y que reconozca el esfuerzo del Ejecutivo que ha permitido a esta comunidad tener superávit en sus cuentas en 2020.

En una entrevista en Canal Sur Televisión, Montero ha admitido que desconoce de dónde sale la cifra de 10.800 millones de infrafinanciación de Andalucía desde 2009 con el actual modelo de financiación que le trasladó este jueves el presidente de la Junta, Juanma Moreno, al del Gobierno, Pedro Sánchez, en una reunión en Moncloa.

Tras reconocer que algunas comunidades tienen un peor tratamiento que otras en el sistema de financiación, entre ellas la andaluza, la ministra y portavoz del Gobierno ha destacado la "sensibilidad máxima" del Ejecutivo con las comunidades a las que ha destinado en 2020 a costa de endeudarse 16.000 millones de euros y para Andalucía han supuesto 4.100 millones adicionales.

"Andalucía ha tenido en 2020 más dinero del que ha podido gastar y de ahí el superávit en sus cuentas", ha afirmado Montero, quien ha explicado que, si no hubieran llegado esos recursos, hubiera registrado en déficit en torno al 2,6 % del PIB.

Además, estos recursos adicionales han permitido a Andalucía que crecieran sus ingresos en plena crisis por la pandemia en 2020 un ocho por ciento y, si no los hubiera tenido, habrían caído un seis por ciento, ha apuntado Montero.

Sin embargo, ha lamentado que la Junta no reconozca ese esfuerzo del gobierno de España, que también ha transferido a Andalucía 1.800 millones de los fondos europeos React-UE, y que esté en la "política de la confrontación", por lo que le ha pedido "profundizar en los elementos que puedan ayudar a superar los déficits estructurales" históricos de esta región.

En relación a los criterios de reparto en función de la población ajustada o real, ha señalado que lo "más importante no es la administración que haga una cosa u otra sino que la provisión de los servicios públicos esté garantizada".

Preguntada sobre los fondos europeos de transformación y recuperación postpandemia Next Generation, la ministra ha aclarado que no habrá un reparto por territorios sino por políticas, como pueden ser, por ejemplo, la de vivienda o la de pesca, y a partir de ahí se distribuirá por los proyectos que presenten las regiones.

Por ello, ha dicho que "lo importante es que Andalucía tenga proyectos" para que le lleguen un volumen importante de recursos.