EFESevilla

El número de menores extranjeros no acompañados (menas) que han pasado por el Sistema de Protección de Menores de la Junta de Andalucía en el primer semestre de 2019 se ha incrementado un 31 % respecto al mismo periodo del año anterior.

En concreto, han sido atendidos 4.369 niños y adolescentes frente a los 3.335 que lo hicieron en 2018, según ha informado Junta en un comunicado.

A fecha de 30 de junio estaban ingresados en centros de menores 2.169 extranjeros, frente a los 1.474 de la misma fecha de 2018, lo que supone un incremento del 47,15%.

Actualmente, el Sistema de Protección de Menores de la Junta de Andalucía cuenta con una red de recursos residenciales, tanto para menores extranjeros como para nacionales, de 2.359 plazas, de las que 1.927 están gestionadas por entidades colaboradoras y 432 directamente por la Junta.

Estas plazas se distribuyen por toda la comunidad autónoma y en estos centros se desarrollan distintas modalidades de programas: residencial básico, primera acogida, discapacidad e inserción sociolaboral.