EFEAlmonte (Huelva)

El presidente del Consejo de Participación de Doñana, Miguel Delibes, ha destacado este viernes que este espacio natural "dentro de sus dificultades es absolutamente positivo" y que, hoy por hoy, es "un 95 5 positividad y un 5 % problemático".

Así se ha pronunciado en declaraciones a los periodistas antes de participar en el Congreso 'Doñana, 50 años de Parque Nacional', al que han asistido los reyes de España, Felipe y Leticia, y ha precisado que "subrayamos lo problemas porque ponen sombra a algo extremadamente positivo, pero Doñana es plena positividad".

"Celebrar 50 años de un espacio protegido como no hay otro en Europa, el delta europeo mejor conservado es absolutamente positivo; el hermanamiento creciente de los gestores del parque con las poblaciones locales y el que esto se haya hecho al mismo tiempo que se ha mejorado el nivel de vida en la comarca es plenamente positivo", ha dicho.

Ha precisado que a los naturalistas, como él, "puede parecernos que Doñana ha perdido salvajismo y es verdad, es más doméstico y mejor conocido y hay menos capacidad de sorpresa pero a cambio de lograr unos niveles de visibilidad, unos blindajes ante los problemas y una importancia en la sociedad que no tenía hace 50 años".

En cuanto al Congreso ha señalado que sirve para "poner en valor lo que ha sido el parque, para llamar la atención sobre cómo hemos evolucionado en estos 50 años y sobre los planes de futuro y también, inevitablemente, con la presencia de los reyes, para constituirse en foro mediático sobre Doñana que la haga aún más resistente a las amenazas al verse respaldado por toda la sociedad".

Se ha referido a esas amenazas que se ciernen sobre el parque y ha asegurado que "es muy difícil hablar de ellas porque ninguno de los que vinimos al parque casi en sus comienzos podíamos haber predecido cómo ha evolucionado".

Hay algunas, ha dicho, que "sí que son evidentes como por ejemplo la competencia por el agua dulce con otras actividades que también la necesitan, es evidentemente; será duradera y probablemente se agravará con el cambio climático, pero otras no nos las podíamos imaginar, como por ejemplo la afección de una mina que estaba a 60 kilómetros -en relación al desastre de Aznalcóllar- o la llegada de especies foráneas que no esperábamos y nadie hubiera dicho cuando llegamos que se expanden y generan cambios".

"Hay otros riesgos, amenazas y problemas que nos preocupan y escapan a nuestro control que se sitúan en escalas por encima de nosotros, el cambio climático es el más evidente y del que más se habla pero hay otros muchos relacionados de lo que llamamos cambio global y otros como la contaminación difusa, la fertilización de ríos y mares", ha señalado.