EFESevilla

La Policía Nacional ha detenido a siete miembros de un violento clan criminal dedicado al robo de vehículos y atracos en establecimientos de Sevilla, que llegó a emplear escopetas de cañones recortados y bates de béisbol como armas.

Los arrestados han cometido hasta un total de quince robos de vehículos con violencia y cinco atracos en establecimientos, según ha informado la Policía Nacional en una nota de prensa.

 Cinco de los miembros del clan, residentes en el poblado sevillano del “El Vacie”, fueron detenidos en sus domicilios en una operación llevada a cabo el pasado 25 de junio; los dos restantes miembros fueron arrestados en sus viviendas en Sevilla-Este y la barriada San Diego.

El "modus operandi" consistía en abordar a los conductores para robarles el coche y todos los objetos de valor utilizando la violencia.

 La investigación se inició cuando la primera víctima denunció que fue abordada por cinco personas de edades comprendidas entre 20 y 30 años mientras circulaba en las inmediaciones del mercadillo conocido como "Charco de la Pava", y fue golpeada con palos en la cabeza hasta que se apoderaron de su vehículo.

 Los investigadores establecieron el domicilio de varios de sus miembros, a los que unían lazos afectivos y familiares, y su centro de operaciones en el poblado chabolista de “El Vacie”.

Los detenidos han pasado a disposición judicial, que ha decretado el inmediato ingreso en prisión para todos ellos.