EFESevilla

La Policía de Rumanía ha detenido al tercer implicado en el asesinato de un joyero en Carmona (Sevilla) en agosto de 2018, un crimen por el que ya fueron condenados a 33 y 25 años de cárcel otros dos compatriotas suyos.

Según han informado a Efe fuentes de la Guardia Civil, la detención se produjo el pasado sábado y fue comunicada a las autoridades españolas, que están a la espera de que se concrete la extradición del detenido.

Según la sentencia, el 3 de agosto de 2018, el principal acusado acudió a la joyería junto al individuo ahora detenido con el pretexto de reparar un reloj y así ganarse la confianza del propietario, Francisco Cintado, al que pidieron un muestrario de joyas que sacó de la trastienda, con lo que pudieron conocer el lugar donde se guardaban y las medidas de seguridad del establecimiento.

Los tres volvieron a la joyería el 6 de agosto, aunque uno se quedó fuera.

Ya dentro de la joyería, G.S. fue tras el dueño y, sin darle tiempo a salir ni posibilidad alguna de defensa, se abalanzó sobre él y le propinaron una brutal paliza que le causó la muerte.