EFESevilla

Una empresa de ascensores ha recreado una caseta de la Feria de Abril de Sevilla, la más pequeña del mundo, en el interior de uno de sus elevadores, en el que una camarera vestida de flamenca ofrece una tapa y una copa mientras suenan sevillanas.

Al abrirse las puertas y tras la sorpresa inicial de quienes esperan el ascensor para subir a alguna de las plantas de la empresa MP Ascensores, una camarera les agasaja en la "caseta", que cuenta con farolillos y otros elementos propios de la feria.

Tras reponerse de la sorpresa inicial, algunos de los trabajadores de la empresa, que tiene su sede central en la capital andaluza, no dudan en marcarse incluso unas sevillanas durante el tiempo que tarda el ascensor en llegar a la planta elegida, donde continúan su jornada laboral.

Una cámara oculta capta las reacciones de las personas cuando el ascensor abre sus puertas, momento en que se integran en la fiesta y disfrutan del momento bailando, riendo y bromeando.

Bajo el lema #enjoyworking, la empresa MP Ascensores ha lanzado esta iniciativa con la que pretende unir "disfrute y trabajo" durante la celebración de la Feria de Sevilla, que se inaugura oficialmente esta medianoche.

MP Ascensores, que culminará este año su Plan Estratégico 2016-2018, tiene actualmente en los mercados internacionales su principal fuente de crecimiento.

Según el balance del 2017, cuyos datos han sido difundidos por la empresa a través de un comunicado, más de 5.000 nuevos clientes instalaron sus ascensores y escaleras mecánicas durante el pasado año en más de 100 países.

La exportación representa casi el 90 por ciento de su cifra de ventas y en Europa, donde tiene sus principales mercados, está impulsando el crecimiento a través de sus sedes en Francia, Holanda, Austria, Suecia, Polonia, Rumanía y Chequia.

Además, la reciente puesta en marcha de los ascensores de la sede de la OTAN en Bruselas ha servido como vía de entrada en Bélgica en el negocio de instalación y mantenimiento de ascensores MP.

La actividad industrial de la producción de ascensores está repartida entre Andalucía y Aragón, según informa la nota, que detalla que la cifra de negocio consolidada del grupo ha sido de 136,1 millones de euros, lo que supone un crecimiento del 9,6 por ciento.