EFEHuelva

Ecologistas en Acción ha reclamado complementar las fumigaciones para luchar contra los mosquitos que han provocado una docena de casos de virus del Nilo en La Puebla del Río y Coria del Río (Sevilla), municipios de la comarca Guadalquivir-Doñana, con un plan de lucha biológica.

En declaraciones a Efe, el portavoz de la organización en Doñana, Juan Romero, ha indicado que, en estos momentos "se está dando una situación de alarma de salud pública debido a la picadura de un mosquito al parecer exótico" y que esta requiere "activar el protocolo de alarma para tratar de controlar los mosquitos y evitar nuevos contagios".

Ha valorado el hecho de que la administración autonómica haya optado por las fumigaciones como medida de choque pero ha defendido como medida complementaria "un plan de lucha biológica" mediante el fomento y conservación de las aves insectívoras y quirópteros como golondrinas, aviones, vencejos y murciélagos.

Romero ha remarcado el hecho de que "una golondrina consume al día entre 800 y 850 mosquitos y un murciélago hasta 3.000 mosquitos" y ha apuntado que en zonas como la Albufera de Valencia o Barcelona llevan años realizando estas prácticas.

Sin embargo, ha indicado, en los pueblos del entorno de Doñana "aún no ha despertado interés alguno, muy al contrario, incluso se están destruyendo los nidos de algunas de estas especies, como por ejemplo los 400 nidos de aviones que fueron destruidos a principio de este año en la aldea del Rocío".

Ecologistas en acción ha afirmado que la conservación de la biodiversidad y el mantenimiento de los ecosistemas "es la mayor garantía de bienestar, prevención y salud pública del ser humano" y ha subrayado que en este caso "estamos en el entorno de Doñana, esta gran zona húmeda en la que la biodiversidad cumple una función muy importante y en la que los pesticidas y la química puede crear un efecto contrariado en materia de conservación".