EFESevilla/Madrid

Un equipo del Centro Nacional de Microbiología (CNM) ha realizado la secuenciacion completa del coronavirus a partir de muestras respiratorias de pacientes de Andalucía y de otrass comunidades autónomas, lo que permitirá conocer mejor las características del SARS-CoV-2.

El estudio de secuenciación se ha hecho sobre muestras clínicas del virus, no con cultivos de laboratorio, procedentes de Andalucía, Cataluña, Castilla-La Mancha, Castilla y León, Galicia y País Vasco y permite observar un mapa de la circulación y características de circulación del virus por toda España,

El trabajo del Laboratorio de Virus Respiratorios del CNM permitirá “conocer mejor las características del virus, analizar pequeños cambios específicos que definen su comportamiento y comprender mejor su circulación y difusión entre la población”, según un comunicado del Ministerio de Ciencia e Innovación.

Las secuencias del SARS-CoV-2, según el conocimiento actual, se agrupan en 9 “clados” o grupos filogenéticos, que definen la evolución biológica de un organismo, y en ellos se pueden observan las diferencias genéticas de los coronavirus circulantes de todo el mundo, que explican cómo actúa y se comporta.

Los investigadores del CNM han determinado que las secuencias españolas del coronavirus se han relacionado en tres clados denominados S, G y V.

El análisis permite caracterizar cómo se relacionan las diferentes secuencias del coronavirus que causa la COVID-19 publicadas hasta el momento, tanto entre sí como con otras internacionales, y aporta nuevo conocimiento sobre la circulación del virus a nivel autonómico y nacional.

También revela informaciones más concretas, como la ubicación de secuencias procedentes de Andalucía en un clado distinto al del resto de secuencias españolas, que “se asocian filogenéticamente con secuencias procedentes de virus analizados en pacientes ingleses”, explica la nota.

La secuencia completa del coronavirus se ha logrado con el uso de nuevos métodos de trabajo optimizados y desarrollados en el CNM, entre ellos procesos de análisis bioinformático, señala la investigadora María Iglesias.

Esta secuencia ofrece “más información en torno al virus, algo fundamental -dice Iglesias- para poder desarrollar nuevas herramientas que mejoren el manejo de la enfermedad”.

El desarrollo y la validación de nuevos métodos de secuenciación masiva permitirán aumentar, “en un futuro muy próximo”, el número de secuencias españolas disponibles en las bases de datos procedentes de todas las comunidades autónomas.

Toda la información de las secuencias obtenidas por el CNM ya es de acceso público desde diferentes plataformas, como GISAID y Nextstrain, precisa el Ministerio.

En España hay otras iniciativas sobre la secuenciación completa del nuevo coronavirus, como la de la Comunidad de Madrid y un proyecto liderado por la Fundación Fisabio de la Comunidad Valenciana, que obtuvo hace unas semanas una primera secuenciación de tres muestras de un mismo hospital.