EFELas Palmas de Gran Canaria

El presidente de Audiovisual Plural de Canarias, Luis Roca, ha reconocido este viernes que "nada justifica" que golpeara a la jurado del Festival de Cine de Las Palmas de Gran Canaria Cristina Andreu, a la que pide "perdón públicamente", porque lamenta "profundamente lo ocurrido".

Luis Roca se declaró ayer, jueves, culpable de un delito leve de maltrado de obra ante el Juzgado número 7 de la capital grancanaria en el juicio rápido en el que se examinó lo ocurrido y aceptó la condena propuesta: 300 euros de multa y 30 de indemnización.

Pasado un día de la vista oral, ha difundido un comunicado en el que hace públicas sus disculpas, pero también pide que no se exagere el alcance de los hechos.

"Nada justifica lo que hice en un momento de arrebato, aun cuando haya sido mucho menos de lo que ha querido hacer creer la otra parte a través de un arsenal mediático brutal contra mi persona exagerando los hechos e incluso faltando a la verdad", asegura.

Roca dice haber sido blanco de "afirmaciones en prensa y redes sociales que no se ajustaban a la realidad, y que aun hoy, ya con una sentencia firme, se continúan publicando".

"En particular, sigue produciéndose una evidente exageración de lo sucedido y hablándose de unas presuntas lesiones que en modo alguno se han producido. Me remito al contenido de la propia sentencia y, en especial, al parte médico del Servicio Canario de Salud, aportado por la propia denunciante en la Comisaría, donde claramente consta que no se le apreció lesión alguna", explica.

En cualquier caso, enfatiza que ni puede ni debe "justificar" su conducta ese día, de la cual dice estar "profundamente arrepentido", si bien añade que "que fue el resultado de un encuentro entre cuatro personas, después de dos años en los que vienen produciéndose hechos difamatorios y atentatorios" contra el honor de su mujer.

"Es mi deseo y deber pedir perdón públicamente a doña Cristina Andreu Cuevas. Pero ello no es óbice para que discrepe abiertamente con el relato de hechos que ha estado dando en los medios de comunicación y que en modo alguno se corresponde ni con lo acaecido, ni con la conformidad alcanzada por las partes en sede judicial", señala.

Luis Roca remarca que "como la propia sentencia demuestra, no se trata, en absoluto, de un episodio de violencia machista ni de género", por lo que rechaza que se le califique de "maltratador" o "machista" en mensajes en las redes sociales y publicaciones que cree que perjudican su prestigio y causan "dolor" a su familia.

"Agradezco la celeridad con que ha actuado la Justicia y que se haya dictado sentencia en menos de una semana, por el enorme daño que me ha estado causando la tergiversación de lo sucedido", dice.

"Y debo añadir también que agradezco la actuación de todas las partes en sede judicial, donde los hechos fueron calificados y sancionados de acuerdo a lo verdaderamente acaecido, teniendo como consecuencia la condena más baja de las previstas en el Código Penal para este tipo de actos", concluye. EFE

jmr