EFELa Laguna (Tenerife)

El Valencia Basket jugará este domingo la final de la Supercopa femenina, al derrotar al Clarinos Tenerife por 58-68, en un choque dominado por las valencianas desde el inicio, pero ante un rival que nunca arrojó la toalla y hasta el final tuvo algunas opciones de darle la vuelta al marcador.

El equipo de Rubén Burgos se medirá en la final al defensor del título, el Perfumerías Avenida, que previamente había superado al Spar Girona.

El Clarinos Tenerife no pudo frenar el inicio frenético del Valencia Basket, que en poco tiempo se puso con ventaja importante en el marcador (2-13, min.7) que dejaba claro que el equipo visitante quería resolver el encuentro por la vía rápida.

Fue en el segundo cuarto cuando el Clarinos Tenerife empezó a despertar de ese irregular inicio y aunque el Valencia Basket llegó a situarse con diecisiete puntos de ventaja (14-31), poco a poco el grupo tinerfeño, mucho más acertado tanto en defensa como en ataque, logró bajar las diferencias y meterse de nuevo en el choque. Llegó a estar a ocho puntos (23-31), aunque al descanso se llegó con un 25-37 para las valencianas.

Pero el Valencia Basket no quería dar ningún tipo de concesiones y volvió a tomar el mando del encuentro desde el inicio del tercer cuarto. Sus ventajas eran importantes. Anotaba desde fuera pero sobre todo tenía el control del rebote en las dos canastas y eso le permitió mantener las distancias en electrónico.

Pero el Clarinos estaba jugando en casa. No quería irse de esta competición sin ofrecer más cosas a los aficionados. Buscó a base de cambios defensivos controlar el rebote y correr al contragolpe para anotar y reducir diferencias.

Lo que consiguió es que el Valencia Basket, que seguía dominando el choque, no abriera, en el tercer cuarto, una brecha más grande y se llegó al final de estos diez minutos con un marcador que dejaba a las tinerfeñas soñar (40-53).

Pero el Valencia estaba bien posicionado en la cancha. Movía con acierto el balón y forzó mucho a la defensa del Clarinos que no terminaba de llegar a impedir que el rival anotara.

El equipo valenciano volvió a poner tierra de por medio en el minuto 33 (40-59), una diferencia que ya parecía definitiva, pero surgió de nuevo el espíritu del Clarinos y tras un parcial de 12-0 (52-59) volvió a meterse de nuevo en el encuentro. Sin embargo, le faltó tiempo y fuerza para intentar ganar el choque.

Ficha técnica

58 - Clarinos Tenerife (10+15+15+18). Ocete (15), Pina (13), Raksanyi (4), Davis (12), Bailey (-) –inicial-, Tikvic (6), Montenegro (4) y Ferrari (4)

68 - Valencia (22+15+16+15): Ouviña (17), Casas (1), Segura (2), Traham (4), Gulich (7) –inicial-, Gómez (-), Salvadores (3), Romero (11), Cabrera (14), Gil (6), Contell (3) y Raman (-).

Árbitros: Quintas, Sánchez y Checa. Señalaron técnica a Claudio García, entrenador del Clarinos (min.17) y eliminaron por faltas a Raksanyi (min.40).

Incidencias: Segunda semifinal de la Supercopa de España femenina, disputada en el pabellón de Deportes Santiago Martín, ante unas ochocientas personas. En el descanso del partido se rindió un merecido homenaje a la ex jugadora del Clarinos Tenerife e internacional Laura Herrera, que este año decidió retirarse del baloncesto. EFE