EFESanta Cruz de Tenerife

La Guardia Civil ha informado este sábado de que han sido imputados por un supuesto delito contra la seguridad vial los conductores de dos vehículos que circulaban de forma temeraria por carreteras de Tenerife para difundir sus actuaciones por redes sociales.

Se trata de dos intervenciones diferentes, en una de las cuales el conductor de un turismo adelanta a varios vehículos por el arcén de una vía pública, y en el otro circulaba en paralelo a otro coche por una autopista llegan un ocupante a ofrecer un vaso con bebida al otro conductos, se indica en un comunicado del instituto armado.

El Grupo de Investigación y Análisis del Sector de Tráfico de Canarias (GIAT), tras detectar un vídeo en redes sociales, en el que se apreciaba un adelantamiento a gran velocidad a varios vehículos haciendo uso del arcén, localizó el vehículo e identificó a su conductor.

A esta persona se le ha imputado un supuesto delito de conducción contra la seguridad vial por conducción temeraria al poner en riesgo la integridad física del resto de usuarios de la vía.

Explica la Guardia Civil en un comunicado que el delito de conducción temeraria está sancionado con una pena de prisión de seis meses a dos años y a la privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por un tiempo superior a uno y hasta seis años.

En el segundo caso la investigación se inició tras detectar unas imágenes en las que se apreciaba que el conductor de un vehículo que circula por el carril izquierdo de la TF-1, reducía la velocidad para situarse en paralelo con otro vehículo que circula por el carril derecho, para seguidamente un pasajero de la parte trasera, abrir la puerta y ofrecerle un vaso con bebida al otro conductor.

Conforme a lo establecido en la Ley de Seguridad Vial, la infracción por conducción temeraria está sancionada con 500 euros y la retirada de 6 puntos de su permiso de conducir. EFE

rdg