EFELas Palmas de Gran Canaria

El Movimiento Canario por la Emergencia Climática ha convocado a la ciudadanía a una huelga mundial el próximo 27 de septiembre con el objetivo de tomar medidas urgentes para luchar contra la crisis climática.

El objetivo, que comparten más de 130 colectivos y asociaciones del archipiélago, es trasladar a los distintas instituciones locales, regionales, españolas e internacionales la necesidad de actuar frente a una situación que pone en riesgo la supervivencia de la especie humana.

Como indica en un comunicado el Movimiento Canario por la Emergencia Climática, se han adherido más de un millar de personas a un manifiesto que se leerá en la arena de la playa de Las Canteras, dentro del programa de actos que contempla una semana de actividades.

Entre los actos programados hay charlas explicativas, movilizaciones y paros estudiantiles y laborales, todo ello con el interés de trasladar un mensaje de urgencia mundial.

Se trata de una iniciativa que "ya está en marcha" con un colectivo que está caracterizado por la multiplicidad de voces, edades y formas de pensar, y encabezado por las personas más jóvenes, herederos del planeta", explica la portavoz del Movimiento, Ada Santana.

El calendario de acciones locales previsto para los próximos días comenzará con la jornada de huelga mundial por el clima prevista para el día 27, a las 18.00 horas y en las calles de las ciudades de las islas.

El portavoz Gonzalo Jiménez, también miembro del Consejo de Estudiantes de la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, ha trasladado la necesidad de sumarse a un manifiesto que propone "no abusar de los recursos naturales, modificar los hábitos de consumo y fomentar la participación ciudadana en la búsqueda de soluciones", entre otras medidas.

La meta es "paliar las consecuencias de unos problemas ambientales que afectan a Canarias con una doble incidencia" por su condición de territorios insulares, "ricos en biodiversidad pero muy frágiles y muy pobladas en algunos casos", explica Jiménez.

Este viernes se celebrará una concentración de jóvenes por el clima, en consonancia con el llamamiento mundial de movilización juvenil 'Fridays For Future'.

Con el mismo objetivo se realizarán otras acciones como charlas en la universidad o manifestaciones artísticas, actividades educativas en centros escolares, mesas redondas, intervenciones radiofónicas y apariciones televisivas.

Como recuerdan los portavoces del Movimiento, los estudios científicos indican "cómo el aumento de temperaturas está afectando a la vida en todas sus formas y en todos los lugares del planeta" con grandes incendios forestales, fenómenos meteorológicos extremos, desertización, infertilidad de los suelos, pérdida de biodiversidad, proliferación de especies exóticas invasoras, aumento de temperatura de los océanos, deshielo de los casquetes polares y glaciares o subida del nivel del mar, entre otras. EFE