EFELas Palmas e Gran Canaria

Intersindical ha pedido a los tres grupos del Parlamento autonómico que utilizan la bandera blanca, azul y amarilla con las siete estrellas verdes -CC, NC y Podemos- que promuevan su reconocimiento como "bandera oficial de Canarias", tras la sentencia del Tribunal Supremo que prohíbe izarla en los edificios oficiales.

Para este sindicato, el fallo del TS supone "un menosprecio a la voluntad de los canarios que, mayoritariamente, han elegido tal enseña como símbolo del archipiélago frente a la oficializada por un Estatuto de Autonomía nunca refrendado por el pueblo canario".

Así mismo, IC considera que la resolución del Supremo fue promovida por el Gobierno del PP mediante un recurso de la Abogacía del Estado, se "enmascara en el cumplimiento de imprecisos principios constitucionales y encierra un marcado contenido político, retrógrado y sectario".

Este sindicato alega que la bandera estrellada fue creada "por un grupo de exiliados canarios en Argelia en el año 1964, en el contexto de las luchas antifascistas y anticolonialistas que desde diferentes frentes ideológicos perseguían la recuperación de libertades públicas para Canarias y el conjunto del Estado español".

A su juicio, ello "da una mayor significación a la bandera tricolor con siete estrellas verdes, realzándola como símbolo ligado a las luchas laborales, por la emancipación social y la legítima soberanía política para nuestro archipiélago".

Para Intersindical, el Tribunal Supremo se "olvida intencionadamente" que un significativo número de organizaciones sociales, tanto con presencia institucional estatal y autonómica, tienen reconocida tal enseña sin que por ello se les pueda imputar actividades al margen del marco constitucional. EFE