EFELas Palmas de Gran Canaria

El presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, ha calificado de "poco edificantes" las declaraciones que han hecho estos días el presidente del Cabildo de Gran Canaria, Antonio Morales, de NC, y su vicepresidente, Miguel Ángel Pérez, del PSOE, y les ha llamado a "reconducir" la situación.

En la última semana, Nueva Canarias y PSOE han tensado sus relaciones como socios de gobierno del Cabildo de Gran Canaria, después que Morales dijera que le aliviaba la marcha del anterior vicepresidente socialista, Luis Ibarra, porque prefiere gente que "mire de frente"; algo a lo que Pérez replicó acusándole de haberse "escondido" detrás de Torres durante los incendios de agosto.

El secretario general de los socialistas canarios, que en los pasados cuatro años fue vicepresidente del Cabildo con Morales también en un pacto de izquierdas, ha afeado a los dos sus palabras.

"Ha habido entrevistas con declaraciones que son poco edificantes para un pacto de progreso que debe continuar en Gran Canaria. Yo apelo a que esas diferencias se puedan solventar pronto y que camine el pacto de fuerzas progresistas en Gran Canaria, porque, sin duda, es la mejor opción para nuestra isla", ha señalado.

Y para que no cupiera duda de que se refería tanto a las declaraciones de Morales como las del portavoz de su en la corporación, ha añadido: "Quiero decir claramente que en esas afirmaciones se ha hablado de un drama, que han sido los incendios, y también de alguien que ha dejado el Cabildo, y creo que no era necesario ni lo uno ni lo otro".

Ángel Víctor Torres ha defendido el trabajo realizado por Luis Ibarra y también ha subrayado que, como presidente del Gobierno, siempre sintió al Cabildo de Gran Canaria y a su presidente, Morales, a su lado, colaborando, durante la crisis de los incendios, aunque le correspondiera a él dar la cara por tratarse de una emergencia bajo responsabilidad de la comunidad autónoma (nivel 2).

"Tuve al lado a todas las instituciones sufriendo con nosotros y compartiendo decisiones con el Gobierno; entre ellas, los ayuntamientos y, en especial, el Cabildo de Gran Canaria, a su presidente, a sus consejeros, que han estado ahí... Luis Ibarra (PSOE), como consejero de Obras Públicas; o Inés Jiménez (NC), como consejera de Medio Ambiente", ha manifestado.

"Hemos sentido el aliento, el ánimo, el esfuerzo y en los momentos complicados también el apoyo tanto del presidente del Cabildo, como de los consejeros que he citado, como del resto de los ayuntamientos, cuyos alcaldes dieron una lección de separar colores políticos para trabajar juntos para parar el incendios", ha añadido.

Por ello, el líder del PSOE canario ha subrayado que "cada uno tendrá que analizar sus declaraciones", sin perder de vista que, a su juicio, "no han sido edificantes para el pacto de progreso".

Sin embargo, también ha matizado que él confía en que "esto se va a reconducir, porque es lo mejor para la isla de Gran Canaria".

"Apelo a ello, hay que dejar las diferencias definitivamente enterradas y, como se hizo en los últimos cuatro años, en los que yo compartí gobierno en Gran Canaria, caminar para una isla que precisa de un gobierno de izquierdas que culmine el trabajo que se inició en 2015", ha zanjado.

Torres ha hecho estas afirmaciones al ser preguntado por los periodistas por esta polémica en el seno del equipo del gobierno del Cabildo grancanario durante su visita a la nueva terminal de Naviera Armas-Transmediterránea en el puerto de La Luz. EFE

jmr

(foto)