EFELas Palmas De Gran Canaria

El secretario general de los socialistas canarios, Ángel Víctor Torres, y presidente de esta comunidad en virtud de un pacto suscrito con Podemos, NC y ASG, ha confiado este lunes en que los partidos que sustentan el Gobierno de la Nación sabrán reconducir la crisis abierta por la reforma laboral y la inhabilitación del ya ex diputado Alberto Rodríguez.

"Estoy limitado en la respuesta porque no estoy en ese gobierno", ha dicho Torres al ser preguntado en la rueda de prensa donde ha presentado el proyecto de ley de presupuestos de Canarias para 2022 por las consecuencias últimas que pudiera tener esta crisis.

Para Torres, lo que está encima de la mesa entre el PSOE y Podemos a nivel nacional "son circunstancias que se pueden dar en cualquier gobierno de pacto", como el que preside Pedro Sánchez, "y que tiene el objetivo de culminar la legislatura".

Por ello, el presidente canario se ha mostrado convencido de que los socios "arreglarán tanto estas diferencias como otras que puedan aparecer en el camino".

La ministra de Trabajo, Yolanda Díaz, no acudirá este lunes a la reunión de seguimiento del acuerdo de gobierno entre el PSOE y Unidas Podemos, donde estará representada por su jefe de gabinete y por el secretario de Estado de Empleo, al tiempo que asistirán también Ione Belarra, Irene Montero y Pablo Echenique como representantes morados.

Según ha podido saber Efe, en lugar de Yolanda Díaz asistirán a este encuentro con los socialistas previsto para las 18.00 horas en el Congreso, Josep Vendrell, jefe de gabinete de la vicepresidenta segunda, y Joaquín Pérez, secretario de Estado de Empleo y Economía Social.

Podemos enviará, en cambio, a sus máximos representantes: su secretaria general y ministra de Derechos Sociales y Agenda 2030, Ione Belarra, la número dos del partido y ministra de Igualdad, Irene Montero, y el portavoz en el Congreso de Unidas Podemos, Pablo Echenique.

Este encuentro fue solicitado el viernes por Unidas Podemos, tras el malestar provocado por el papel de la vicepresidenta primera y ministra de Asuntos Económicos, Nadia Calviño, en la negociación de la reforma laboral, que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, avaló al señalar que ésta era una ley del Gobierno que afecta a varios ministerios que deben poder aportar su visión. EFE

ml-alr-edr/pcr