EFELas Palmas de Gran Canaria

La presidenta del PP en Canarias, Australia Navarro, ha anunciado este lunes su decisión de no optar a un nuevo mandato al frente del partido en las islas en el próximo congreso, que propondrá que se celebre el próximo mes de enero con la intención de que los populares sean la alternativa al gobierno "izquierdista y populista" del archipiélago.

Navarro ha asegurado en una rueda de prensa que esta decisión la tomó hace meses y ha sido "muy meditada", consultada y admitida por la dirección del nacional de su partido, pues entiende que es el "momento oportuno para dar el paso", que ha rechazado que guarde relación alguna con la petición de cambios exigida por algunos críticos del PP.

La presidenta del PP en Canarias, acompañada por los dirigentes insulares de su partido en las islas y por la secretaria de Organización, Auxiliadora Pérez, ha informado, tras la reunión que han celebrado previa a la rueda de prensa, de que la junta directiva autonómica de su partido se reunirá el próximo jueves en Gran Canaria, pues es el órgano al que compete convocar el congreso.

Así mismo, ha dicho que propondrá que el congreso se celebre los días 22 y 23 de enero en Tenerife, así como que la presidenta del comité organizador sea Auxiliadora Pérez, la vicepresidenta, Luz Reverón, junto a seis vocales que representarán al resto de islas, además de un miembro de las Nuevas Generaciones.

Navarro ha negado que desde Génova se haya propuesto ya como candidato al presidente del PP en Tenerife, Manuel Domínguez, como publica este lunes un medio de comunicación, y ha instado a que todos aquellos que tengan un proyecto para el partido se animen y se postulen para presidir la organización en las islas, a partir del jueves, pues ha recordado que para ello solo precisan contar de 90 avales.

La aún presienta del PP ha afirmado que son más de 40.000 los afiliados de su partido en las islas, donde ha seguido creciendo, y que serán los compromisarios quienes elijan al presidente, para cuyo cargo ninguno de sus compañeros se ha postulado.

El PP atraviesa un "buen momento y es la alternativa más sólida" a los gobiernos "izquierdistas y populistas de Canarias y de España", ha destacado Navarro, y su decisión de no seguir al frente de la presidencia dará un "impulso y liderazgo" al PP en las islas.

Queda aún un año y medio para que se celebren las elecciones autonómicas de 2023 en Canarias, por lo que la nueva dirección tendrá tiempo para consolidar al PP como alternativa de Gobierno, ha recalcado Navarro, quien además ha comentado que el cambio que propugna se produce en un momento de tranquilidad de los populares en las islas.

La también diputada y portavoz de PP en el Parlamento canario, donde seguirá representando a su partido, ha manifestado que estos dos últimos años han supuesto un "desafío colectivo" por los riesgos y amenazas incesantes como consecuencia de la pandemia de coronavirus, que han provocado un cambio permanente y el entendimiento y la unidad de los partidos, porque "las circunstancias así lo han exigido".

Este apoyo ha sido "imprescindible" para afrontar la grave realidad sanitaria y social de la pandemia, así como la erupción del volcán de La Palma, isla que ha contado con el apoyo y la solidaridad del PP de Canarias, pues son "realidades dramáticas que exigen lo mejor", ha manifestado Navarro.

No obstante, ha apuntado que el PP ha tratado de sumar pero sin perder su sentido crítico y sin olvidar que se encuentran en la oposición y que son una "clara alternativa" para gobernar en Canarias, ha insistido.

"Todos vamos a trabajar para hacer realidad la renovación", tanto en las islas como en La Moncloa, cuando se tenga la oportunidad de votar a Pablo Casado, ha subrayado.

Navarro ha afirmado que ha sido un "honor y una responsabilidad" estar al frente del partido en las islas, y ha agradecido "la confianza y paciencia" de todos los cargos y afiliados del PP durante su mandato. EFE