EFELas Palmas de Gran Canaria

Coalición Canaria (CC) y Nueva Canarias (NC) han decidido presentarse juntos a las elecciones generales para "hacer más fuerte a Canarias", porque consideran que pueden darse "pasos atrás" en los derechos de la comunidad autónoma y su fuero si el nacionalismo canario no influye en el Congreso.

El secretario general de CC, José Miguel Barragán, y el presidente de NC, Román Rodríguez, han firmado el acuerdo y el programa de la coalición electoral en un acto celebrado en Las Palmas de Gran Canaria, que ha contado con la asistencia, entre otros, del expresidente regional Fernando Clavijo, o del veterano político José Miguel Bravo de Laguna.

El acuerdo firmado por la comisión negociadora -Luis Campos, Carmen Hernández y Carmelo Ramírez, por NC, y David de La Hoz, Mario Cabrera e Isaac Godoy, por CC- establece que, si la coalición consigue un diputado por Las Palmas, Pedro Quevedo (NC) ocupará el cargo durante dos años y medio y luego cederá el puesto el resto de legislatura (año y medio) a María Fernández (CC).

José Miguel Barragán ha reconocido que se trata de un acuerdo que "se ha precipitado" por la convocatoria electoral del 10N, aunque ha puntualizado que "no se ha improvisado" porque "es la conclusión de unos trabajos de negociación que nacen de abajo hacia arriba, desde la militancia a la estructura orgánica de ambas formaciones".

Tras apuntar que además de la comisión negociadora constituida "hay mucha gente y militantes que llevan tiempo trabajando juntos para que este acuerdo fuera posible", Barragán ha reconocido que ambos partidos tienen un mandato estatuario de revalidar el proyecto nacionalista en Canarias, porque "unidos podemos ser más fuertes".

Asimismo ha dicho que los logros históricos para el archipiélago se han conseguido con el nacionalismo canario, que ha sido "determinante" en la política española, como la defensa de las singularidades de las islas, su nuevo Estatuto y el Régimen Económico y Fiscal, entre otros derechos.

Barragán ha reconocido que el acuerdo ha requerido "superar una historia de desavenencias", pero que ambas formaciones están convencidas de que en esta ocasión "es más lo que nos une que lo que nos separa y lo que nos une es Canarias".

Por su parte, Román Rodríguez ha apuntado que "está contrastado que la única manera de defender los derechos y las singularidades de Canarias es a través de las fuerzas políticas canarias en el Congreso y el Senado", y ha puesto como ejemplo 2017 y 2018 cuando fueron determinantes para los Presupuestos Generales del Estado que "hicieron justicia con Canarias".

Rodríguez ha subrayado que se juntan ambas fuerzas "con un programa canario progresista con el objetivo de estar juntos en las Cortes Generales para defender esta tierra en una etapa además complicada".

En su opinión, se vislumbra "una desaceleración económica en el marco de una alta inestabilidad política en el Congreso y el Senado y, ahora que vuelven etapas complicadas, más razón para estar ahí, para que las conquistas de 2017 y 2018, el REF y el nuevo Estatuto de Autonomía no se diluyan y no se incumplan".

Tras intervenir ambos líderes nacionalistas, Luis Campos y David de la Hoz desgranaron el contenido del acuerdo programático suscrito por ambos partidos nacionalistas, que recoge el compromiso de luchar por convertir en “realidad la Agenda Canaria, el pleno desarrollo del Estatuto de Autonomía y el REF".

Campos y De la Hoz han afirmado que desde una acción coordinada en el Senado y el Congreso de los Diputados se pueden lograr políticas de Estado para Canarias que atiendan sus singularidades y multipliquen las oportunidades para las islas.

Tras ser cuestionado por reparos en NC a este acuerdo, como el de Antonio Morales, Campos ha dicho que ocasiones como ésta de unir "hay pocas" y que en un momento crucial en el que se van a decidir "las cosas en Madrid" los nacionalistas canarios tienen que estar ahí.

Sobre si CC podrá barreras a Unidas Podemos en un hipotético caso de que la formación morada pudiera entrar en el Ejecutivo español, De la Hoz ha dicho que "mientra se respeten las sigularidades de esta tierra y sus fueros y derechos, en política se puede hablar de todo". EFE

iqr/as

(foto)