EFELas Palmas de Gran Canaria

Nueva Canarias (NC) insiste en la necesidad de retomar las derivaciones de inmigrantes a la península para gestionar, desde la corresponsabilidad, la política migratoria y la presión provocada por el aumento constante de la llegada de pateras a las costas del archipiélago.

La diputada de NC, Esther González, pide a la Administración estatal que asuma sus competencias al mismo tiempo que apeló a la necesidad de reforzar la coordinación y fluidez comunicativa entre la Delegación del Gobierno y el resto de las instituciones públicas canarias.

Esther González apoya en un comunicado las discrepancias del Gobierno canario con el documento del Ejecutivo estatal, denominado "Protocolo de actuación ante posibles casos importados del Covid 19 en el contexto del fenómeno de la inmigración irregular", evaluado este miércoles en la reunión con los ministros de Migraciones y Política Territorial, José Luis Escrivá y Carolina Darias, respectivamente.

Los nacionalistas sostienen que la Administración del Estado debe asumir las competencias que le corresponden, como Canarias "no ha dejado de gestionar las responsabilidades" que tiene con los menores extranjeros no acompañados, además de "colaborar" con el aumento del flujo migratorio de los adultos.

La comunidad canaria no puede afrontar en solitario las consecuencias del notable aumento de la llegada de pateras, denuncia la dirigente nacionalista.

Las cifras son “muy significativas”, añade. Según los datos del Ministerio del Interior, desde el 1 de enero al 31 de julio pasados, llegaron 3.269 inmigrantes por vía marítima frente a los 590 del mismo periodo de 2019.

Mientras en el resto de los territorios del Estado bajan las cifras, en Canarias crecen un 454,6 %.

Más allá de la colaboración demostrada por las instituciones públicas canarias, la diputada de NC insiste en que el Gobierno estatal tiene que "asumir sus competencias".

El objetivo es que se arbitren las soluciones correspondientes, sea de infraestructuras y de toda índole, para tratar con "dignidad y humanidad" a los inmigrantes.

En paralelo, reclama que "se retomen los traslados” a territorio peninsular en coordinación con el resto de las comunidades y el ejercicio de la corresponsabilidad en la gestión de los flujos migratorios.

Canarias, en estos siete meses, se ha convertido en el principal puerto del Estado en desembarcos y, en opinión de Esther González, "ha contribuido" a gestionar la situación.

Pero "no podemos permitir que sigan produciéndose penosas" situaciones de personas instaladas en unas condiciones "lamentables", añade. EFE