EFELas Palmas de Gran Canaria

La sanidad pública de Canarias espera haber completado este jueves, 14 de enero, la administración de la primera dosis de la vacuna contra la covid-19 en todas las residencias de mayores de las islas, según ha adelantado el jefe de su servicio de Epidemiología, Amós García Rojas.

Canarias comenzó a vacunar el 27 de diciembre, día en que se inyectó la primera dosis de los viales de Pfizer-BioNtech a casi 400 usuarios y cuidadores de residencias en todas las islas del archipiélago, excepto La Graciosa, que no tiene ese tipo de centros.

Desde entonces, ha vacunado todos los días, salvo el lunes 28 de diciembre, cuando no hubo suministro de viales, con el objetivo de completar cuanto antes el grupo de población situado en primer lugar en la escala de vulnerabilidad ante el coronavirus: los 17.097 usuarios y empleados de las residencias de mayores.

Con las cifras cerradas al día de ayer, martes, en las islas se habían puesto ya 21.363 de las casi 27.000 vacunas recibidas, no solo en los centros de mayores, sino también ya entre el personal sanitario de los hospitales y centros de salud.

Entre esos profesionales vacunados está desde este miércoles el propio García Rojas, que tiene claro que toda Europa y también Canarias está afrontando ya una "tercera ola" de la pandemia, como sugieren las cifras crecientes de contagios y hospitalizaciones.

En el caso de las islas, ha precisado, se está manifestando de distinta manera: en Tenerife, los contagios llevan unos días a la baja, porque las medidas impuestas allí cuando se activó la fase 3 de prevención comienzan a surtir efecto, pero en Gran Canaria y Lanzarote los casos están subiendo, "fruto de la Navidad".

García Rojas considera que el avance que vuelve a experimentar la pandemia se debe a las relaciones sociales establecidas durante las fiestas navideñas, en la que no todos han guardado las medidas de precaución y distancia aconsejables.

"Y nos falta por llegar el impacto de las fiestas de Año Nuevo y Reyes", advierte, antes de matizar en que confía en que las medidas que se tomaron "rápidamente" en Gran Canaria y Lanzarote, las dos islas que hoy muestran un crecimiento más acelerado de los contagios, evitarán que la situación "explosione".

No obstante, recuerda que Canarias está en tasas de positivos por 100.000 habitantes inferiores a la media del resto del país, pero sin olvidar que la situación cambia a cada momento. EFE