EFELas Palmas de Gran Canaria

La secretaria de Cooperación y Migraciones de Comisiones Obreras, Cristina Faciaben, ha demandado este martes al Gobierno de España y a la Unión Europea que promuevan "empleo de calidad y con derechos" e integración social y laboral para los migrantes que llegan a España, especialmente a través de Canarias.

En una rueda de prensa en la que Faciaben y el consejero del Comité Económico y Social Europeo José Antonio Moreno han dado cuenta de los asuntos tratados en una reunión con el presidente del Gobierno canario, Ángel Víctor Torres, los representantes de CCOO han pedido "un giro" para entender la política migratoria como una cuestión de derechos humanos y no como un asunto de protección de fronteras.

Así, Faciaben ha expresado su preocupación por la situación que atraviesa Canarias y ha subrayado la necesidad de que haya garantías de respeto a la normativa internacional para las personas migrantes.

Además, la representante sindical ha denunciado las "preocupantes" condiciones de trabajo de las personas que atienden a personas migrantes en los diferentes ámbitos de actuación.

Se trata, ha dicho, de trabajadores sometidos a "enorme estrés y riesgos psicosociales", que merecen "tener un empleo de calidad y condiciones dignas de trabajo, con derechos", por lo que ha solicitado más recursos, formación y garantías de que se toman medidas de prevención de riesgos de todo tipo también para estos trabajadores.

Respecto a la llegada de migrantes a las islas, ha dicho que no se trata de una cuestión "puntual ni excepcional sino que tiene visos de permanencia" y que el principal problema es a su juicio la acumulación de personas sin posibilidades de ser distribuidas, lo que genera "enormes problemas para sus derechos y una presión enorme para el territorio". 

Faciaben ha pedido un mecanismo de distribución equitativa en todo el estado y en toda la Unión Europea porque "no tiene sentido" que Canarias asuma el peso que asume actualmente, sobre todo con los menores no acompañados, a los que ha pedido garantizar la educación y sus derechos.

 Por su parte, Moreno ha aludido al episodio de Arguineguín durante 2020, del que ha asegurado que "no debió ocurrir nunca" y que es ejemplo de lo que no puede suceder en un estado democrático y de derecho.

A su juicio, Canarias debería contar con una "estructura estable" que permita a las administraciones tener la capacidad de responder con emergencia, premura y rapidez en cualquier "situación punta" que se produzca.

José Antonio Moreno también ha lamentado la situación de hacinamiento que se produce en los recursos de acogida a personas migrantes de Lanzarote y ha denunciado las "lamentables" condiciones higiénicas y sanitarias y la mezcla de personas independientemente de su género, situación familiar u otras variables, una situación que ha calificado de "inaceptable".

"El flujo migratorio es imparable, pero no significa que no sea gestionable", ha reflexionado Moreno, que ha defendido la necesidad de abrir vías "eficaces y seguras" que garanticen la llegada de migrantes laborales, así como la llegada de personas en situación de riesgo para su vida.

Para el sindicalista, "se está produciendo una desvalorización de la figura del refugio" y un "cambio de óptica" respecto a cuando los refugiados iban a otros países europeos procedentes de, por ejemplo, Alemania del Este, cuando se percibía a los refugiados "como héroes" mientras que ahora, si vienen de países en vías de desarrollo, esa percepción "se desvanece y se les ve como un riesgo", ha añadido.

"Eso es inaceptable desde el punto de vista de la moral y la ética", ha expresado Moreno, que ha abogado por acoger y proteger "siempre" a las personas que vienen demandando asilo, en virtud de lo dispuesto en la normativa internacional, y por asimismo buscar un encaje a los inmigrantes que llegan por razones económicas o laborales.

"La inmigración sociolaboral debería avanzar hacia una política migratoria laboral eficaz y segura. Cuando esto no se produzca, en aquellos sectores con lagunas, la gente va a seguir viniendo de manera irregular, siendo pasto de las mafias", ha enfatizado el dirigente sindical, que ha acusado a la Unión Europea de estar "en una contradicción" porque, ha opinado, no se puede combatir el tráfico de personas si no se habilitan mecanismos de llegada normalizada. EFE

cmg

(foto)