EFELas Palmas de Gran Canaria

El Encuentro de Solidaridad con los Pueblos de África y Latinoamérica (Espal) que organizan el Ayuntamiento de Santa Lucía y Cabildo de Gran Canaria concederá este año su Premio de Derechos Humanos al colectivo de camareras de piso, las "kellys", y a la activista Helena Maleno.

Este foro celebra este año su edición número 29, con una treintena de actividades agrupadas bajo el lema "Mujeres en lucha", recuerda el Ayuntamiento de Santa Lucía, en un comunicado.

En la presentación de su programación de 2019, el presidente del Cabildo, Antonio Morales (NC), ha destacado que el Espal ha demostrado en estas tres décadas su "capacidad de generar conciencia crítica en grandes círculos de nuestra gente, en la comarca del sureste y en toda la isla, gente que siente la desigualdad y la pobreza como un problema fundamental para la supervivencia del planeta".

"El Espal supone una iniciativa ejemplar del Ayuntamiento de Santa Lucía y un compromiso del Cabildo en coherencia con nuestro programa de gobierno", ha añadido Morales, antes de enfatizar que en la edición de 2019 este foro volverá a contar con personas que "son referentes en la lucha por los Derechos Humanos".

Por su parte, la alcaldesa de Santa Lucía, Dunia González (NC), ha explicado que el lema elegido para este año pretende hacer visible la situación de los derechos de las mujeres en el mundo y también a las mujeres que tanto en África, como en América Latina y en Europa trabajan en defensa de los derechos de las mujeres".

En coherencia con ese planteamiento, el Premio Espal de Derechos Humanos de 2019 ha sido concedido al movimiento de las "kellys" por su lucha por "la dignidad laboral en el sector turístico" y a la periodista Helena Maleno, fundadora de Caminando Fronteras.

En este caso, se reconoce a Maleno su compromiso con los inmigrantes que se encuentran en la frontera entre Marruecos y España y el haberse convertido en "una referencia para muchas personas que huyen de la guerra, la miseria y la represión".

"Ella misma ha sufrido también la represión por parte de quienes no quieren que cunda su ejemplo de solidaridad", añaden los organizadores del encuentro Espal.

Helena Maleno fue acusada hace unos meses en Marruecos de favorecer el tráfico de personas, pero el juzgado de Tánger que investigaba esos cargos los archivó el pasado 11 de marzo. EFE

jmr