EFELas Palmas de Gran Canaria

El incendio forestal que se declaró el sábado en la cumbre de Gran Canaria está contenido, no hay llamas ni humo pero sí brasas que pueden reactivar el fuego por el viento que afecta a la zona y que se prevé que amaine durante la noche.

El presidente de Canarias, Ángel Víctor Torres, ha comentado en rueda de prensa que el incendio no se puede dar por controlado ni estabilizado hasta que no cambien las condiciones del viento pero ha apuntado que "hay buenos augurios" y las condiciones son totalmente diferentes a las que se presentaban en la noche de ayer.

No obstante ha dicho que no está previsto que los evacuados puedan volver esta noche a sus casas y ha señalado que por el contrario el plan de contingencia que se puso en marcha anoche para las evacuaciones, sigue vigente por si hiciera falta nuevos desalojoss durante la noche.

Durante la noche 230 efectivos trabajarán para contener el incendio en sus 23 kilómetros de perímetro y a primera hora de la mañana volverán a estar operativos los once helicópteros, el avión y los dos hidroaviones que han enfriado hoy las casi 1500 hectáreas afectadas. EFE