EFEPalencia

El actor Juan Echanove, que recibe este lunes el Premio de Honor del XLII Festival de Teatro Ciudad de Palencia, ha asegurado que el futuro del teatro está en atraer a los espectadores del mañana y conseguir que encuentren en el teatro "un espejo para que la sociedad se mire".

Así lo ha afirmado durante una rueda de prensa ofrecida este lunes en el Teatro Principal de Palencia, junto a la concejal de Cultura, Laura Lombraña, horas antes de recibir el Premio de Honor que también reconocerá la trayectoria profesional de la actriz María Hervás.

Echanove ha reconocido que "al recibir un Premio de Honor, uno se siente como si se hubiera comido un pavo", no solo por "el regalo para los oídos que es un premio" sino porque "te recuerda el compromiso que tienes con las cosas" y "resume el vinculo con una ciudad, porque hay tanto honor en quién recibe un premio como en quien lo da".

En este sentido ha subrayado la importancia que tiene el teatro en ciudades como Palencia, y "la conexión que se establece con el mal llamado público de provincias", el público de fuera de Madrid, que pasa un filtro de selección, donde los programadores demuestran su función dentro de toda esta industria para atender a todo el público y hacer espectadores del mañana.

"Esta es nuestra gran labor, el presente ya nos ha demostrado que va de andamio, mono y tira de llana para arriba y no mires abajo. Pero el futuro está en eso", ha afirmado, subrayando la dificultada para que hay un proyecto general de educación, una educación para todos y "llegar a cotas de educación que impliquen a toda la ciudadanía".

Por eso ha confiado en que "quizá a través de la cultura y el teatro, a través de las plateas, podamos apoyar el déficit que se puede producir en los esquemas de la educación y producir un teatro para que la ciudadanía se sienta ciudadana y encuentre en el teatro un espejo para que la sociedad se mire".

Asimismo ha trasladado su satisfacción por compartir el premio de Honor del Festival de Teatro Ciudad de Palencia con la actriz María Hervás, a la que admira "fervientemente" ha dicho y no conoce personalmente.

"Creo que es una de las actrices jóvenes de mayor proyección, una artista plena con la que espero coincidir algún día en este escenario para compartir el verdadero acto de reconocimiento y de honor para un actor que es el aplauso del publico", ha asegurado.

Ambos han puesto su nombre en una de las butacas del Teatro Principal de Palencia, lo que ha dado pie al actor a bromear confiando en que la butaca que desde hoy lleva su nombre "no le toque a un espectador que me tenga tirria".

"Siempre es importante contar con profesionales que dan sentido a la Cultura y hoy contamos con uno de los grandes de la interpretación", ha afirmado por su parte la concejal de Cultura del Ayuntamiento de Palencia, Laura Lombraña, agradeciendo a Echanove "su compromiso por poner en valor un teatro de verdad que nos invita a reflexionar y nos agita a todos por dentro".

Por primera vez en la historia del Festival de Palencia se conceden los Premios de Honor, que reconocen, en esta edición "a dos referentes de la interpretación que se dedican a poner en escena temas sociales" y que han contribuido a dar relevancia al teatro documento con obras como el Verdugo o Jauria.

Con la entrega del Premio de Honor, se inicia este lunes la 42 edición del Festival de Teatro Ciudad de Palencia, "uno de los más veteranos de Castilla y León", según ha indicado la concejal de Cultura, en la que se han programado siete obras "que invitan a la reflexión y que van a ser capaces de removernos por dentro".EFE

1010336

aaf/orv

(foto)