EFEValladolid

El consejero de Economía y Hacienda de Castilla y León, Carlos Fernández Carriedo, ha avalado que el Gobierno pague la liquidación del IVA de diciembre de 2017 que adeuda a las Comunidad en el 2022, en el caso de esa Comunidad tras ganarlo en los tribunales, y ha rechazado que ese dinero se pueda detraer del fondo covid no reembolsable para el próximo ejercicio.

En declaraciones a los periodistas en un parón en el Consejo de Política Fiscal y Financiera que se ha celebrado este miércoles, Fernández Carriedo ha recordado que aunque el cumplimiento de la sentencia del IVA, con unos 182 millones en el caso de esta Comunidad, no se cumpla hasta el 2022, los intereses siguen corriendo y son unos 455.000 euros mensuales, a contar desde mediados de abril pasado.

El titular de Economía y Hacienda de Castilla y León ha avalado que el Ministerio vaya a cumplir con todas las autonomías en el pago del IVA, tras abrir la puerta, vía judicial, primero esta Comunidad y luego Galicia, ya que supone un beneficio para todos los ciudadanos de España.

Lo que si ha pedido Castilla y León es que el pago de la liquidación del IVA no sea a costa de disminuir el fondo covid que debe haber para las Comunidades en el 2022, ya que la pandemia no ha concluido y se mantienen gastos como los derivados para contratar 1.300 profesores que permitan las ratios de seguridad adecuadas o para hacer frente a las vacunas que habrá que poner el próximo año o en servicios sociales.

En cuanto al objetivo de déficit para el 2022, que pasa del 1,1 de este ejercicio, a la mitad, el 0,6, Carriedo ha defendido que "lo más razonable es que haya un reparto equilibrado del déficit entre el Estado y las Comunidades", que son las que tienen que soportar los servicios esenciales de educación, sanidad y servicios sociales, entre otros.EFe

mr