EFEValladolid

El presidente del Consejo Consultivo y del Tribunal de Recursos Contractuales de Castilla y León, Agustín Sánchez de Vega, ha reclamado una nueva ley para esta institución, que la dote de "mayor autonomía y de más medios" para desarrollar su "labor fundamentar" en la Comunidad y con las administraciones.

En su presentación en las Cortes de la memoria anual correspondiente al ejercicio de 2019, Sánchez de Vega ha destacado la "cercanía y seguridad" que dota esta institución a las administraciones locales y a la autonómica, que proviene de la "auctoritas" conseguida por el Consultivo.

Por ello, ha propuesto remitir a las Cortes un borrador con los principales puntos que debería contemplar esta futura ley, entre los que ha destacado la conveniencia de dotar de más "autonomía y medios" a la institución o flexibilizar la labor de sus consejeros para que puedan compatibilizar su desempeño con otras labores, como la docencia.

Asimismo, el presidente de esta institución ha demandado una "especial sensibilidad presupuestaria" a la Cámara para que la institución pueda desarrollar su trabajo en un momento "difícil y complejo" para todos y ante el "aluvión" de recursos que se esperan en los próximos meses.

En cuanto al informe relativo a este año, el presidente del consultivo ha destacado la "celeridad" con la que esta institución emite sus dictámenes, ya que el 82 por ciento de ellos se resuelven en un plazo de 14 días, sobre los 20 que marca la ley.

Asimismo, ha destacado que en el 96 por ciento de los casos las instituciones siguen las recomendaciones marcadas por la institución y solo en un cinco por ciento de los casos se presentó un recurso ante el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León.

Esta memoria de 2019, que aún está pendiente de celebrar un acto solemne que Sánchez de la Vega espera que se produzca en el mes de septiembre, el Consejo Consultivo de Castilla y León aprobó 622 dictámenes, mientras que el Tribunal Administrativo de Recursos Contractuales de Castilla y León resolvió 195 expedientes.

Como ha destacado Sánchez de Vega, el Consultivo ofrece una garantía de legalidad y cumplimiento del ordenamiento jurídico a las actuaciones de la Administración y es la institución "más cercana" a los problemas de la gente, al establecer los umbrales de las demandas a las administraciones en los niveles más bajos de toda España: 3.000 euros en las locales y 5.000 euros en la autonómica.

En 2019 se incrementó "significativamente" el trabajo realizado por el Consultivo respecto al año anterior, ya que el número de dictámenes emitido se incrementó un 12 por ciento, aunque mayor aún fue el incremento de actividad del Tarccyl, que resolvió un 50 por ciento de recursos más que en el año 2018.

Como novedad en esta memoria y como algo excepcional en toda España, en la memoria de 2019 se recogen en un único documento las actuaciones propias de la función consultiva y las asignadas al Tribunal Administrativo de Recursos Contractuales, ha destacado su presidente.

Finalmente, aunque no esté incluido en esta memoria relativa al pasado año, Sánchez de Vega ha recordado que durante el estado de alarma esta institución propia de la Comunidad ha resuelto 95 dictámenes, mientras que el Tribunal Administrativo de Recursos Contractuales de Castilla y León ha resuelto 34 recursos.

En la presentación de esta memoria solo ha estado presente el presidente de esta institución y, al contrario que otros años y debido a las medidas sanitarias, el resto de miembros del Consejo Consultivo no han podido acudir al Parlamento autonómico, aunque su presidente sí ha destacado la "especial ilusión" que hacía a uno de sus miembros, al expresidente de la Junta Juan Vicente Herrera, regresar a las Cortes.

En cuanto a los grupos parlamentarios, todos ellos han destacado el trabajo y el esfuerzo realizado por el Consejo Consultivo y su eficacia en la resolución de sus dictámenes, al tiempo que han recogido el guante de la tramitación de la nueva ley para la institución para convertirla en una proposición de ley conjunta entre todos los grupos. EFE