EFEValladolid

Los ayuntamientos de las nueve capitales de provincia de Castilla y León y las diputaciones provinciales presentan en términos generales una buena salud financiera, con una mayoría de ellos en equilibrio entre ingresos y gastos, que les permite pagar a sus proveedores en una media de 16 días, con la Diputación de Burgos (1 día) como mejor dato y la Diputación de Ávila (43 días) como el peor.

Así figura en la estadística sobre entidades locales publicada este martes por la Autoridad Independiente de Responsabilidad Fiscal (AIReF), con datos correspondientes a mayo pasado y puestos en el contexto presupuestario y financiero de 2022, ya que aporta también datos de deuda y de déficit o superávit.EFE

orv