EFEValladolid

El presidente de la Junta de Castilla y León en funciones, Juan Vicente Herrera, ha recibido este viernes al nuevo presidente de las Cortes de Castilla y León, Luis Fuentes (Cs), con sus manos entrecruzadas, con gesto serio y sin aplaudir en ningún momento.

La actitud del presidente ha llamado la atención de buena parte de los presentes en el hemiciclo y las fotografías del momento de la proclamación de Fuentes atestiguan su rictus y que su pasividad ha contrastado con el aplauso que le han dedicado al político salmantino tanto los restantes miembros del Gobierno como el Grupo Popular.

Herrera, que apura sus últimos días como presidente de la Junta de Castilla y León en funciones, ha preferido no hacer declaraciones ante los periodistas al considerar que era una jornada que debía ser protagonizada por otras personas, según han transmitido sus colaboradores en materia de comunicación.

Otros gestos, como el del nuevo secretario primero de la Mesa de las Cortes, el socialista José Francisco Martín, que ha prometido su cargo y ha recibido la medalla de procurador de manos de Luis Fuentes con los brazos cruzados y sin permitirle que se la pusiera, denotan la tirantez con la que se inicia la X Legislatura autonómica.EFE

orv

(foto)