EFEValladolid

El presidente de la patronal de Castilla y León CECALE, Santiago Aparicio, ha defendido este miércoles la posibilidad de que una parte del dinero de la Renta Garantizada de Ciudadanía que quedará liberado por la entrada en funcionamiento del Ingreso Mínimo Vital estatal se dedique a paliar la situación de dificultad de las empresas por la crisis del coronavirus y para que algunas de ellas puedan "subsistir".

Los sindicatos son partidarios, y así se lo han trasladado a la Junta de Castilla y León, de que estos recursos económicos que quedarían liberados por asumir el Gobierno central su coste, vayan destinados a políticas sociales.

En declaraciones a Efe, tras participar en la reunión del Consejo del Diálogo Social de Castilla y León, Aparicio ha cuestionado también la propuesta de los sindicatos de ampliar en 50 millones de euros los fondos destinados a que los ayuntamientos y diputaciones contraten desempleados, ya que "no se puede seguir dando a los mismos durante más tiempo", en referencia a las personas que ya han sido contratadas por esta vía en planes anteriores.

En este sentido, Aparicio ha pedido buscar y articular "otros mecanismos" para canalizar estos fondos económicos, aunque ha preferido no adelantar la propuesta de la patronal, sino esperar a "analizarlo" junto al resto de actores del Diálogo Social.

"Lo tenemos que analizar y ver con lupa", ha adelantado Aparicio sobre los 50 millones de euros que los sindicatos han propuesto destinar a un plan de choque de empleo local extraordinario, que serviría para que las entidades locales puedan contratar en el próximo otoño a unos 5.000 desempleados.

Sobre otro de los asuntos abordados en la reunión, referido a la ampliación temporal de los ERTE en sectores afectados por el coronavirus, Aparicio ha remarcado que se trata de un asunto pendiente de negociación en el ámbito nacional por el Gobierno, los sindicatos y la CEOE, pero ha pedido que se materialice esta prolongación para evitar que "muchas empresas y empleos se queden por el camino" tras la crisis del coronavirus.EFE