EFEValladolid

Los graves problemas estructurales de Castilla y León provocarán un crecimiento económico más lento, según ha advertido este martes el presidente del Colegio de Economistas de Valladolid, Palencia y Zamora (Ecova), Juan Carlos De Margarida, quien ha destacado la necesidad de controlar la inflación para no ralentizar ese urgente crecimiento económico y acometer las reformas estructurales que sugiere la UE.

De Margarida ha señalado en rueda de prensa que es evidente que "no nos hemos preocupado de hacerlas en los últimos años aun a sabiendas de su relevancia para la estabilidad económica y social de las actuales como de las futuras generaciones".

Asimismo, ha estimado "imprescindible la seguridad jurídica y la confianza a través del consenso político, teniendo en cuenta la opinión de los agentes sociales y de los ciudadanos".

Juan Carlos De Margarida ha considerado necesaria para la recuperación de la economía de la comunidad la "adaptación a un modelo caracterizado por la digitalización, la transición energética y la sostenibilidad".

Por otra parte, también ha resaltado la importancia de "paliar los efectos de la despoblación en grandes áreas del territorio castellano y leonés", ya que "es decisivo dinamizar económicamente la región pudiendo poner solución al elevado paro juvenil".

Además, ha advertido de la necesidad de "implementar medidas eficaces para aumentar la natalidad que logren la sostenibilidad económica y social de las futuras generaciones de castellano y leoneses".

Finalmente, el presidente ha vaticinado que recuperar los niveles económicos previos a la pandemia a finales de 2022 dependerá de la eficiencia y eficacia a la hora de aplicar los fondos europeos junto a un control exhaustivo de la inflación y el desempleo. EFE