EFEValladolid

El Consejo Castellano y Leonés de Comercio ha acordado en su reunión de este martes introducir una pequeña modificación en el calendario de apertura de domingos y festivos establecido para este año y permitir que las empresas del sector puedan optar por la apertura el 16 de agosto o el 28 de noviembre.

Esta decisión, que tiene carácter excepcional, pretende contribuir a la recuperación económica de uno de los sectores que ha sufrido con mayor impacto la crisis sanitaria de la covid-19 y que no ha podido hacer uso de parte de los días de apertura establecidos en el calendario del 2020 y 2021, han informado este martes fuentes de la Consejería de Empleo e Industria.

Concretamente, los centros comerciales y establecimientos de más de 2.500 metros cuadrados de superficie de venta al público vieron restringidas sus aperturas en noviembre y parte de diciembre, así como desde mediados de enero hasta el 9 de marzo de 2021, lo que ha supuesto que el comercio no esencial haya tenido restricciones de apertura durante 181 días.

El acuerdo no altera el número total de festivos en los que estará permitida la apertura, que se mantiene en los diez días establecidos en la orden que regula el calendario de apertura de domingos y festivos (mínimo permitido por la regulación del Estado).

Sí hace posible que los establecimientos comerciales de la Comunidad puedan optar por la apertura del 16 de agosto (lunes festivo) fijada inicialmente o trasladar ese día de apertura al 28 de noviembre, domingo del Black Friday.

El acuerdo, que responde a la petición formulada por la Asociación Nacional de Grandes Empresas de Distribución (ANGED-Castilla y León) pretende que las empresas del sector puedan elegir el día de apertura en función de las prioridades y expectativas de venta, contribuyendo así a recuperar en parte las pérdidas sufridas a lo largo del pasado año como consecuencia de la pandemia.

El Consejo se ha comprometido, además, a estudiar la propuesta formulada por la Asociación de Supermercados de Castilla y León (ASUCYL), en el sentido de modificar la normativa para la elaboración del calendario anual de domingos y festivos de apertura autorizada.

La petición pretende que el calendario sea más flexible y adaptado a las necesidades de cada formato comercial en función del atractivo comercial de los días de posible apertura.

La consejera de Empleo e Industria, Ana Carlota Amigo, ha informado también a los miembros del Consejo del proceso de elaboración y tramitación del decreto que regulará los nuevos Premios de Comercio y Artesanía de Castilla y León, que sustituirán a los actuales Premios de Comercio Tradicional establecidos por la Junta de Castilla y León en 2001.

Esta nueva regulación, que ya ha sido sometida a consulta pública previa, pretende, por un lado, reconocer la labor del sector de la artesanía en Castilla y León, contribuyendo a impulsar y difundir el esfuerzo, la calidad y la excelencia de la labor realizada por los artesanos y talleres artesanos de la Comunidad.

Por otra parte, se pretende adaptar la regulación de los premios de comercio a la evolución del sector introduciendo nuevos criterios de reconocimiento en materias como la digitalización, la modernización y la competitividad.

La propuesta de la Dirección General de Comercio y Consumo pasa por establecer cuatro modalidades de reconocimiento para cada uno de los dos sectores de manera independiente.

De esta forma, para el sector del comercio, se establecerían las categorías de 'Premio a la digitalización comercial', 'Premio a la trayectoria profesional', 'Premio a la iniciativa comercial' y 'Premio a la persona trabajadora del sector comercial de Castilla y León'.

Los premios de artesanía abarcarán las modalidades de 'Premio a la trayectoria artesana', 'Premio producto artesanal', 'Premio innovación artesanal' y 'Premio promoción de la artesanía'. EFE

erbq