EFEValladolid

La Junta de Castilla y León ha aprobado este jueves 530.000 euros para financiar 60 becas de egresados de FP o universitarios de la Comunidad, que harán prácticas en Renault con compromiso de contratación, como forma de retener el talento de la Comunidad y reforzar la cualificación de esos estudiantes.

Así lo ha destacado en rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno el consejero de Empleo e Industria, Germán Barrios, que ha explicado que hay 40 becas en FP, dotadas con 900 euros mensuales, y 20 para titulados universitarios que tendrán una cuantía de 1.500 euros.

Se trata del programa "Renault Graduates", en colaboración con la Universidad de Valladolid, que busca reforzar la cualificación, apostar por el talento y la excelencia, y mejorar la competitividad del tejido industrial.

El consejero ha incidido en que los que superen las prácticas, y en el caso de los universitarios un máster en dirección y organización industrial de la UVA, serán contratados por el grupo Renault.

Es un programa de prácticas no laborales en la empresa Renault España, dirigido a titulados universitarios o de Formación Profesional (FP) en situación de desempleo.

La iniciativa tiene como objetivo último reforzar la cualificación de los más jóvenes para favorecer su acceso al mercado de trabajo, al tiempo que contribuye a mejorar la competitividad empresarial.

A estas prácticas, de acuerdo a la referencia del Consejo de Gobierno, pueden acceder los jóvenes de entre 18 y 30 años inscritos como desempleados en las oficinas del Servicio Público de Empleo de Castilla y León (Ecyl) que estén en posesión de una titulación oficial universitaria o de FP de grados medio o superior.

El programa les permite ampliar sus conocimientos teóricos al tiempo que desempeñan un oficio bajo la supervisión de un tutor empresarial.

Esta actividad se desarrollará entre 2020 y 2021 y el servicio de Empleo de la Comunidad asume el importe de las becas que perciben los titulados, además de afrontar la cuota empresarial a la Seguridad Social.

Asimismo, financia los costes de la gestión del programa –que realiza la Fundación General de la Universidad de Valladolid–, entre los que se incluyen los vinculados al personal técnico y a las aplicaciones informáticas necesarias para su implementación.EFE