EFESoria

La Federación de Organizaciones Empresariales de Soria (FOES), en colaboración con la Diputación de Soria, ha puesto en marcha un proyecto para que las empresas de toda España se comprometan a un futuro más sustentable en España, con inversiones en Soria.

Estas iniciativas tendrán su reflejo en la plantación de árboles y contarán con el objetivo de convertir la provincia en la "mayor fábrica de oxígeno" del país.

El presidente de la patronal soriana, Santiago Aparicio, junto con el de la Diputación, Benito Serrano, han presentado este martes esta iniciativa nacida bajo el paraguas del proyecto "Invest in Soria", puesto en marcha para captar inversiones e implantar empresas en la provincia.

Aparicio ha resaltado que Soria quiere ser un territorio todavía más verde y lo quiere hacer sin renunciar al crecimiento económico, acompasándolo con el ritmo de empresas que apuestan por inversiones sostenibles y quieran comprometerse con un futuro más sustentable para España.

Para celebrar las inversiones social y medioambientalmente responsables, por cada 10.000 euros de inversión que se materialice en la provincia, FOES plantará un árbol poniéndose como reto convertir Soria en la mayor fábrica de oxígeno de España.

Las distintas comarcas sorianas atesoran 630.539.430 árboles de variadas especies, la provincia tiene 6.892 árboles por habitante y multiplica por 53 la media española de ejemplares per cápita, que es de 130.

Todos los días los árboles que crecen en Soria emiten 4.125 toneladas de oxígeno, lo que supone 1.505.686 toneladas al año.

Aparicio ha recalcado que, si se tiene en cuenta que son necesarios 22 árboles para atender la demanda diaria de oxígeno de una persona, la provincia soriana "fabrica" oxígeno para toda su población, que no llega a los 90.000 habitantes, y permite respirar además a otros 28.570.883 españoles todos los días.

La masa forestal de Soria captura y almacena casi 70 millones de toneladas de CO2 al año, lo que, si se pudiera repartir entre los habitantes de la provincia, cada uno de ellos almacenaría 777 toneladas, muchas más de las 1,32 toneladas que podría almacenar cada madrileño.

La provincia de Soria almacena 1,8 veces más carbono que la de Madrid y 1,3 veces más que la de Barcelona.

Por su parte, el presidente de la Diputación, Benito Serrano, ha advertido de la riqueza que la provincia está prestando para que otros territorios puedan disponer de esa calidad de aire.

Serrano ha invitado a llevar este planteamiento a las distintas instituciones para que “se hagan cargo” de esta situación, con más de 630 millones de árboles, multiplicando por 23 la media nacional.

“Lo estamos produciendo y lo estamos, entre comillas, regalando”, ha asegurado.

Serrano ha pedido sensibilidad a los gobiernos nacional y regionales para dar respuesta económica a este potencial forestal, que sirve para regenerar el oxígeno de todos. EFE