EFEZotes del Páramo (León)

El consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, Jesús Julio Carnero, ha avanzado este martes que la Junta de Castilla y León reconvertirá en regadío 30.000 hectáreas, de las que 13.000 están en el campo leonés.

"La previsión es transformar en este mandato unas 3.500 y modernizar en torno a unas 9.600 en el marco del plan de impulso de las infraestructuras agrarias de interés general", según ha precisado ante los medios de comunicación.

En el marco de la jornada 'El Páramo Leonés y los nuevos regadíos. Presente y futuro. La importancia del regadío modernizado, necesidades y retos para el futuro. Transformación y posibilidades de nuevos cultivos', celebrada en la sede la Comunidad de Regantes del Páramo Bajo de León y Zamora, en Zotes del Páramo, Carnero ha señalado que "en los próximos días se licitará la última de las actuaciones para actuar sobre 3.500 hectáreas".

Carnero ha mostrado su "compromiso" con los agricultores y los ganaderos que residen en el medio rural al incidir en "una cuestión vital y trascendente" para el campo.

"De las 500.000 hectáreas de regadío que hay en la Comunidad, León acapara un 25 por ciento", ha indicado.

Por ello, ha puesto el acento en sus "ventajas económicas", al aumentar en tres veces el valor agregado bruto de la producción agraria, y en sus "aspectos medioambientales", al ahorrar más de un 20 por ciento de agua.

Pero tampoco se ha olvidado de unos "beneficios sociales" que, en sus propias palabras, pasan por la incorporación de los jóvenes al sector. "La densidad de población en estas zonas es superior al tres por ciento en comparación con las de secano", ha explicado. EFE