EFEVillamartín de Campos (Palencia)

El presidente de la Asociación Española de la Biomasa, Javier Díaz González, ha defendido el uso de los subproductos agrícolas y ganaderos como alternativa energética y ha subrayado el potencial de España en el aprovechamiento de la agrobiomasa y los gases renovables procedentes de la agricultura y la ganadería como sustitutos de los combustibles fósiles.

Así lo ha manifestado en declaraciones a los periodistas al inicio de la jornada organizada por la Asociación Española de la Biomasa en Villamartín de Campos para impulsar el uso energético de la agrobiomasa y los gases renovables.

La jornada se ha celebrado en las instalaciones de la empresa Farming Agrícola y ha reunido a los productores de agrobiomasas y a las empresas y organismos que movilización y aprovechan los restos agrícolas de campo, subproductos de la agroindustria y los residuos ganaderos.

"La agrobiomasa y los gases renovables constituyen una enorme oportunidad para desconectar nuestra economía de las importaciones fósiles", ha afirmado el presidente de la Asociación Española de la Biomasa, Javier Díaz González.

De ahí la importancia de conectar a productores, -ya que el sector ganadero dispone de gran dispone de gran cantidad de biomasas que se pueden usar para producir energía-, y las empresas y administraciones para su transformación.

Como ha señalado Díaz, España genera cada año más de 12 millones de toneladas de restos agrícolas de campo y más de 50 millones de m3 de purines y estiércoles, y su adecuada gestión y valorización puede ser un pilar de la bioeconomía ya que pueden servir para producir energía a través del biogás y el biometano.

Entre las ventajas de esta energía está la independencia energética porque "es una energía de aquí y genera el empleo, las inversiones y el valor añadido aquí” y que la energía generada con biomasas es muy competitiva en precios, porque es más barata que la generada con combustibles fósiles.

Por eso, ha señalado que "la solución no es cambiar de proveedores o de países suministradores de combustibles fósiles" sino que lo que hay que hacer es sustituirlos por combustibles renovables.

"Y en España tenemos unas posibilidades muy importantes de sustituirla tanto con agrobiomasas como con la biomasa forestal que ya está más utilizada", ha afirmado.

En este sentido considera que habría que replicar el camino iniciado hace 20 años con la biomasa forestal, que ahora da calor y agua caliente a más del 17% de la población de España, y lograr que "las agrobiomasas aporten también la parte que les corresponde y que es muy importante".

También los representantes de las organizaciones profesionales agrarias han apostado por el aprovechamiento de los subproductos agrícolas convencidos de que la biomasa y el biogás pueden ser una alternativa importante, aunque han lamentado que "las agrobiomasas no hayan tenido el avance de otras energías renovables y limpias", como ha señalado el coordinador de COAG Castilla y León, Lorenzo Rivera.

En este sentido, el presidente nacional de Asaja, Pedro Barato, ha pedido a la Unión Europea que aproveche esta oportunidad que existe para que estos subproductos supongan un complemento de renta al agricultor y al ganadero y al MITECO que agilice los trámites para que esto sea posible y se pueda generar una riqueza alternativa.

Para el coordinador regional de UCCL, Jesús María González Palacín, a día de hoy la búsqueda de alternativas "es una obligación por la crisis energética" y los agricultores y ganaderos "pueden aportar mucho a ese cambio de modelo" que promueva el aprovechamiento de la producción de paja, la biomasa a partir del chopo o los estiércoles ganaderos, que ya están ahí.

"Es una oportunidad para demostrar que la agricultura y la ganadería pueden formar parte de la solución", ha afirmado desde UPA Palencia, Blas Donis.

Por último, el director general de Infraestructuras de la Junta, José Manuel Jiménez, ha afirmado que "falta generar la cadena para transformar y comercializar la biomasa agrícola para que llegue a los puntos de consumo".

Durante la jornada se ha presentado algunos casos de éxito, como la generación de calor en el sector ganadero usando la gallinaza como combustible, la primera planta de biometano para inyección a la red de gas en España a través del biogás de residuos agroganaderos o la producción de pellets de paja y autoconsumo en una planta deshidratadora. EFE

1010336

aaf

(foto)