EFEValladolid

Las oficinas de turismo de Castilla y León están notando desde el paso a la fase 1 del desconfinamiento, el pasado lunes, un aumento de llamadas, sobre todo para peticiones de turismo rural de larga estancia, de diez o quince días, lo que invita al optimismo y a que se "pueda salvar parte del verano" en ese sector.

Así lo ha trasladado este sábado en declaraciones a Efe la directora general de Turismo de la Junta, Estrella Torrecilla, que esta mañana participado en un encuentro de trabajo en Aduana de Torregamones, en Zamora, con la región Porto-Norte de Portugal.

Torrecilla ha explicado que sobre todo han sido llamadas del País Vasco, Madrid y Castilla-La Mancha, de gente que quiere pasar gran parte de sus vacaciones de verano en esos alojamientos rurales que ofrece Castilla y León.

La directora general de Turismo ha sostenido que las oficinas de turismo han notado ese repunte de llamadas desde que la Comunidad pasó el pasado lunes a la fase 1 de la desescalada con lo que, a su juicio, "parte del verano se va a recuperar".

Torrecilla ha incidido además en que está jugando a favor la "sensatez" con la que Castilla y León ha afrontado la pandemia y su apertura prudente por zonas básicas de salud, que da confianza al turista. EFE

mr