EFEValladolid

El vicepresidente de la Junta, Francisco Igea (Cs), y el consejero de la Presidencia, Ángel Ibáñez (PP), se han remitido este jueves al contenido del Código Ético de los altos cargos al ser preguntados por la situación política del asesor de la Presidencia y exdirector general de la Policía, Ignacio Cosidó, con relación a la operación Kitchen, de supuesto espionaje al extesorero del PP Luis Bárcenas para evitar que rebelara información sobre Gürtel.

En la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno, preguntados por las críticas lanzadas por el PSOE acerca de esta circunstancia, Igea ha defendido que el gobierno de coalición "está funcionando" y están "muy satisfechos con ello".

Ha señalado que uno de los acuerdos que fueron necesarios para crear este gobierno fue el cumplimiento "inexcusable" del Código Ético de los altos cargos, algo que "se mantiene", en referencia a que Cosidó tendría que resultar imputado -investigado- para que tuviera que dimitir o ser apartado de su puesto, algo que en la actualidad "no es tal".

"Tanto el presidente -Alfonso Fernández Mañueco- como yo mismo somos plenamente conscientes de lo que supone el cumplimiento del Código Ético", ha resumido Igea.

Tras su intervención, el consejero de la Presidencia ha dicho que se remitía a las palabras del vicepresidente al respecto, que no tenía "ni añadir, ni restar, ni modificar una palabra de lo dicho".EFE

orv-mr-aam