EFEValladolid

Castilla y León fue el destino rural preferido en octubre en el conjunto nacional con 142.772 pernoctaciones que suponen un 11,2% menos que en el mismo mes del 2018, de acuerdo a los datos publicados este viernes por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Castilla y León anotó en octubre el 23,1 por ciento de las pernoctaciones de los turistas nacionales en alojamientos rurales, el mayor porcentaje, seguida de Cataluña con el 11,3 por ciento.

De las 142.772 pernoctaciones, 130.056 fueron de turistas nacionales y el resto, 12.717 de extranjeros, con una estancia media de 1,91 días, por debajo de los 2,24 de promedio nacional.

Las pernoctaciones de los turistas extranjeros repuntaron el 22,85 por ciento en octubre en Castilla y León mientras que las del turista nacional cayeron el 13,6 por ciento.

En el conjunto nacional, las pernoctaciones en alojamientos de turismo rural presentaron un descenso anual del 8,8% en octubre; con un descenso en las de los residentes del 10,7% y de las de no residentes del 4,4%.

En los alojamientos de turismo rural se ocupan el 15,6% de las plazas en octubre, un 11,5% menos que en el mismo mes de 2018. El grado de ocupación en fin de semana se sitúa en el 33,8%, con una disminución del 12,5%.

En Castilla y León la ocupación por plaza el fin de semana fue del 38,04, en un sector que ofertó 3.601 alojamientos con 31.817 plazas, y 4.933 empleos.

Burgos fue en septiembre el quinto destino nacional en cuanto a pernoctaciones rurales, con 22.596, con Ávila en el séptimo con 20.618, Segovia en el octavo con 20.569 y Soria en el noveno con 17.828.EFE